Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La nueva planta permitirá a Fertiberia ser “verde” y autosuficiente en amoniaco

El grupo, pendiente de concretar su inversión para hacer en Avilés fertilizantes sin huella de carbono

La nueva planta permitirá a Fertiberia ser “verde” y autosuficiente en amoniaco

El amoniaco (NH3) es la principal materia prima que utiliza la fábrica de Fertiberia en Trasona (Corvera) para fabricar dos tipos de fertilizantes: nitrato amónico cálcico (NAC) y nitrosulfato amónico (NSA). En la actualidad, la planta se surte de amoniaco por vía marítima desde las instalaciones ubicadas en Palos de la Frontera (Huelva), donde el grupo produce esa sustancia a partir de hidrógeno obtenido, a su vez, de gas natural (hidrógeno gris). La revolución en marcha –el consorcio HyDeal España– permitirá a la factoría de fertilizantes de Corvera producir su propio amoniaco a partir de hidrógeno verde y, de ese modo, ser autosuficiente en términos de materia prima y, más relevante aún, fabricar abonos prácticamente exentos de huella de carbono, en línea con las directrices de respeto ambiental que Europa impone a la gran industria. Además, Fertiberia investiga para que esos fertilizantes del futuro (ricos en nitrógeno) se disuelvan lentamente en la tierra, lo cual aumentaría su eficacia; es lo que la empresa llama “abonos inteligentes”.

Fertiberia asegura que la pretendida planta de amoniaco a construir en Asturias aún carece de presupuesto e incluso de estimación de coste. Con anterioridad la empresa, ahora propiedad del fondo internacional Triton Partners, anunció planes de conversión al hidrógeno verde para sus factorías de Puertollano (Ciudad Real) y Palos, en ambos casos de la mano de Iberdrola y con inversiones de 600 y 1.200 millones de euros, respectivamente.

Compartir el artículo

stats