Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Las dudas sobre el adelanto de las pensiones de 90.000 asturianos

Unicaja sigue abonando las prestaciones el día 23 a los clientes de la antiguo Liberbank, aunque en las libretas no se refleja hasta fin de mes

Oficina de Unicaja

La migración tecnológica de la red de oficinas del antiguo Liberbank a la plataforma informática de Unicaja, que se acometió durante el pasado fin de semana, ha modificado la fecha de notificación del pago mensual de las prestaciones de la Seguridad Social a los pensionistas que son clientes de la entidad: cerca de 90.000 en el caso de Asturias.

Aunque la entidad resultante de la fusión sigue abonando de modo anticipado el día 23 de cada mes el importe de las pensiones, y por lo tanto los pensionistas pueden disponer como siempre del dinero con anterioridad a que la Seguridad Social haya hecho efectivo el ingreso, la nueva plataforma informática no apunta el abono en las cartillas de ahorro hasta el último día de mes, a diferencia de lo que ocurría en Liberbank, que sí registraba la anotación del ingreso el mismo día en el que se producía el pago por parte del banco. Algunos jubilados expresaron en los últimos días su inquietud porque desde el pasado lunes (la fecha habitual de cobro) no hubiese aparecido registrado el apunte del abono de la prestación.

El sistema informático adoptado por el grupo fusionado (la plataforma tecnológica Neox, que ya estaba vigente en Unicaja antes de la integración) demora hasta fin de mes la anotación del pago en las cartillas de ahorro. La libreta es el instrumento más utilizado por los jubilados.

Sin embargo, el sistema sí recoge el apunte desde el mismo día de su adelanto por el banco tanto en las modalidades de banca a distancia como en los cajeros automáticos, explicaron fuentes de la entidad. En ambos casos, aparecen dos cantidades diferentes: una, bajo el concepto de “saldo”, que no recoge el importe de la pensión hasta el último día de mes, y otra, bajo el epígrafe de “saldo disponible”, que sí incluye desde el día 23 el abono de la prestación.

La migración tecnológica y el travase de información desde la plataforma informática del antiguo Liberbank a la de Unicaja concluyó el lunes y se saldó con escasas incidencias, según fuentes consultadas. La unificación informática es uno de los procesos más delicados de las fusiones bancarias. Desde el lunes, los clientes procedentes de Liberbank y de Unicaja pueden operar en todas las sucursales y cajeros del grupo en España procedentes de ambas redes de oficinas.

Compartir el artículo

stats