Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Domínguez releva a Medel en la Fundación Unicaja y promete actuar con “autonomía”

El expresidente del patronato se va tras las tensiones del último año | El banco dice que las incidencias informáticas en el grupo son aisladas

Braulio Medel.

Braulio Medel puso fin ayer a 31 años en el grupo Unicaja tras ser aceptada su renuncia a la presidencia de la Fundación Bancaria Unicaja, la entidad que controla el 30,23% del banco, que hace un año se fusionó con Liberbank. El patronato de la fundación designó por unanimidad al ex secretario general de Unicaja José Manuel Domínguez Martínez (jubilado en febrero) como nuevo patrono y presidente.

Domínguez, que tomó posesión en la misma sesión, declaró que asume el cargo “bajo la premisa de poder ejercerlo con autonomía e independencia, sin otras sujeciones que las que se derivan del marco legal, institucional y corporativo y de la más estricta defensa de los intereses de la fundación”.

Domínguez, considerado como persona conciliadora, llega al cargo tras meses de una oleada de tensiones en el seno de la fundación y del banco, y de un acusado cuestionamiento de Medel, al que se le reprochó supuesta afinidad con el sector asturiano procedente de Liberbank.

José Manuel Domínguez.

El patronato, que agradeció los servicios de Medel, votó favorablemente la propuesta de solicitar al Protectorado de Fundaciones Bancarias, dependiente del Ministerio de Asuntos Económicos, que el informe independiente que este organismo exigió sobre la idoneidad de Braulio Medel para continuar en la presidencia quede sin efecto al haber cesado en el cargo. Si así ocurriese, solo continuaría adelante la elaboración del dictamen sobre la gobernanza de la fundación, que también fue cuestionada.

Incidencias tecnológicas

En Asturias, la migración informática de las oficinas del antiguo banco Liberbank a la plataforma tecnológica de Unicaja, que se materializó en el fin de semana del 20 al 22 de mayo, ha deparado en los últimos días algunas incidencias. Fuentes del banco explicaron que se trata de un porcentaje de casos dentro del rango esperado, y que son incidencias esporádicas e individuales, y no generalizadas, y pidieron disculpas a quienes se hayan visto afectados en su operatoria.

El banco destaca la complejidad técnica del proceso: la unificación informática supuso el trasvase de más de 200 millones de documentos digitalizados procedentes de 1,8 millones de clientes en España, de los que más de 300.000 residen en Asturias.

Una devolución de recibos de una empresa energética está siendo ya resuelto, dijo la entidad bancaria, aunque su causa, explicó, no fue la migración tecnológica sino un error en el envío de la información.

Compartir el artículo

stats