Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Empleo público

Cataluña ultima permisos de 8 horas para las funcionarias con reglas dolorosas

La administración catalana también pretende acordar con los sindicatos un permiso de tres días en caso de que una embarazada pierda a su hijo a partir de la sexta semana de gestación

La consellera de la Presidencia de la Generalitat de Cataluña, Laura Vilagrà. EP

La Generalitat de Cataluña ultima dos nuevos permisos para unos 154.000 empleados públicos de la administración catalana. Por un lado, un permiso de ocho horas para mujeres en caso de sufrir reglas dolorosas. El otro consiste en tres días de ausencia remunerada, en concepto de duelo, en caso de que una madre embarazada pierda a su bebé. Dicho permiso también estaría vigente para los progenitores, en caso de que fueran empleados de la Generalitat. Así se lo planteará este próximo jueves la 'conselleria' de Presidència a los sindicatos más representativos de la función pública, según han confirmado diversas fuentes conocedoras de las conversaciones.

El Govern pretende introducir dos medidas en el terreno de la duelo perinatal y la salud menstrual que hasta ahora apenas había abordado de manera formal con las centrales. El permiso ante reglas dolorosas es un debate que la ley del aborto ya ha abordado a nivel estatal, pese a que todavía no ha entrado en vigor. Y tiene ya un precedente en el Ayuntamiento de Girona, donde desde el 2021 las trabajadoras en edad fértil pueden no acudir a su puesto de trabajo durante un máximo de ocho horas al mes si tienen dolencias o molestias derivadas de la menstruación.

La Generalitat se avanzaría así a la primera y seguiría el modelo del segundo para ampliar las opciones de las empleadas públicas durante su menstruación. Las empleadas podrían acceder a permisos de ocho horas, más luego estas le quedarían 'a deber' y tendría que recuperarlas en las próximas semanas o meses. Ahí las centrales esperan incidir tanto en el tiempo de permiso, como en el margen para recuperarlo. Existe cierto malestar entre las mismas, ya que el planteamiento del Govern les ha llegado con poco margen para negociarlo y no surge de un planteamiento conjunto. Tampoco ha pasado formalmente por el grupo de trabajo que tienen configurado para estudiar mejoras en materia de conciliación.

El texto remitido a las centrales define el permiso abierto para "personas" con menstruaciones dolorosas, lo que abriría también la posibilidad a hombres trans que trabajen en la administración para poder acogerse al mismo. Estas medidas darán cobertura al personal administrativo y de los departamentos, al del Institut Català de la Salut (ICS) y a los docentes, según precisan fuentes sindicales consultadas.

La otra medida que debatirán este próximo jueves las 'conselleras' Laura Vilagrà (Presidència) y Tània Verge (Feminismes) -ambas de ERC- será un permiso de tres días de duelo ante la pérdida durante la gestación de un bebé. Según la propuesta remitida a las centrales y que puede estar sujeta a cambios según lo que ocurra en la reunión, podrían acceder a ella todo progenitor -hombre o mujer- que sufra una interrupción del embarazo entre la sexta semana y el día 179. A partir del día 180 ya rige según la Seguridad Social la posibilidad de acogerse a una baja temporal.

No relacionado directamente con la función pública pero si en el terreno de la gestación, la Generalitat aprobó la semana pasada un nuevo protocolo que incluye la posibilidad de llevar a cabo abortos farmacológicos hasta la 14 semanas, el máximo legal permitido para interrumpir voluntariamente un embarazo en España. 

Compartir el artículo

stats