07 de mayo de 2008
07.05.2008

Las juntas de Álava acatan la orden de Garzón y disuelven el grupo de ANV

ETA tenía en 2002 un déficit de 700.000 euros y contaba con 271 terroristas

07.05.2008 | 02:00
Uno de los detenidos en Baracaldo por terrorismo callejero.

Vitoria

ANV ya no tiene grupo propio en las Juntas Generales de Álava. La mesa de la Cámara foral acordó por unanimidad, y en aplicación del auto del juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón en el que decreta la suspensión cautelar de ANV, la disolución del grupo de la formación abertzale. Los cuatro junteros de ANV que lo componían pasarán ahora a integrarse en el Grupo Mixto.


Ahora, la Cámara consultará al magistrado sobre si debe suspender las retribuciones de los cuatro apoderados de ANV, que ahora percibirían sus sueldos como miembros del Grupo Mixto.


UPyD registró en el Congreso una proposición no de ley para disolver los ayuntamientos gobernados por ANV. Su diputada, Rosa Díez, destacó que si, en virtud del artículo 61 de la ley de Bases de Régimen Local, se disolvió el Ayuntamiento de Marbella tras descubrirse la trama de corrupción urbanística, de la misma forma hay que actuar en aquellos consistorios «gobernados por terroristas».


De otro lado, la oposición frenó ayer la reforma del Reglamento del Parlamento vasco para que fuera el Pleno, por mayoría absoluta, el que se encargara de disolver a un grupo parlamentario, con lo que el tripartito PNV-EA-EB buscaba evitar que se repitiera el caso «Atutxa».


Por otra parte, el ex preso de ETA Fernando Etxegarai Gastearena fue arrestado ayer en su domicilio de la localidad vizcaína de Plentzia en aplicación de la «doctrina Parot». El etarra, que dio varias ruedas de prensa para denunciar su situación, estaba en libertad porque debido a un error de la Audiencia Nacional no se le aplicó esta línea jurisprudencial.


La organización terrorista ETA tenía, a finales de 2002, un presupuesto de 1.550.000 euros, que en su mayoría procedían del impuesto terrorista (1.455.000 euros), mientras que el resto tenía su origen en retribuciones voluntarias (14.000) y otro tipo de aportaciones (108.000). Estos datos proceden de la detención del jefe del aparato militar de la época, Ibon Fernández Iradi, «Susper», que está siendo juzgado estos días por el Tribunal Correccional de París. Asimismo, el aparato militar contaba con 271 terroristas en noviembre de 2002, de un total de 1.031 miembros de la organización en ese momento, incluidos 514 que estaban en prisión.


Además, la Ertzaintza detuvo en Baracaldo a cinco jóvenes en una operación contra la violencia callejera en la margen izquierda.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine