14 de julio de 2009
14.07.2009

ADSPM y sindicatos piden investigar la muerte del bebé de Dalilah

13.07.2009 | 16:52

El secretario de la Asociación para la Defensa de la Sanidad pública de Madrid (ADSPM), Javier González Medel, reclamó hoy "prudencia" y una investigación de las causas de la muerte de Rayán, bebé de la primera fallecida en España de Gripe A/H1N1, antes de hablar de negligencia médica.

"Habría que analizar las circunstancias antes de hablar de negligencia que, evidentemente, las puede haber pero atención porque esto en el fondo, si no es así, puede desprestigiar un poquito más la sanidad pública", destacó González Medel, que dijo que hay que tener "palabras de precaución ante esto", ya que el hospital como el Gregorio Marañón porque "es un hospital suficientemente acreditado".

"Precaución antes de lanzarnos a la vorágine no sea que estemos también ante los 400 asesinatos que hubo en el hospital de Leganés y que finalmente, han conducico a que el encausado sea el señor Lamela y que el caso Leganés sea el caso Lamela", señaló en referencia al caso de las presuntas sedaciones irregulares en el Hospital Severo Ochoa de Leganés que aún hoy sigue en los juzgados.

Asimismo, González, médico de profesión, descartó cualquier relación con el hecho de que su madre estuviera infectada por Gripe A, ya que ya se demostró que el bebé no portaba la enfermedad.

Tras conocer por boca del director gerente del Hospital Gregorio Marañón, Antonio Barba, que Rayán murió sobre las 12 horas de esta mañana por un "terrorífico error profesional" al serle administrada la alimentación por vena en vez de por la sonda nasogástrica, representantes de CC.OO. y UGT tildaron de "imprudentes" las palabras del director, ya que, a su juicio, es necesario investigar los hechos primero.

"Me preocupa el uso indebido de este tipo de cuestiones", señaló la secretaria de Sanidad y Política Social de CCOO de Madrid, Ana González, que añadió que le parece "imprudente" que el gerente haya hecho unas declaraciones cuando " tiene que poner en marcha herramientas para estudiar lo que ha pasado sin anticiparse a asumir una responsabilidad relativa volcada en los profesionales". Unas palabras que compartió el responsable de política social de UGT, Juan Luis Martín SIerra.

En el mismo sentido se expresó la portavoz sanitaria de IU, Caridad García, que lamentó la muerte del bebé, pero que reclamó investigar los hechos y que señaló que si se demuestra la negligencia, reclamarán que se tomen las "medidas necesarias".

Así, explicó que su Grupo Parlamentario tiene "mucho cuidado" respecto a señalar a una parte del hospital como responsable del fallo, y dijo que investigará "hasta lo último y no cejará en que si ha habido una error de estas características se tomen las medidas necesarias". "Pero se tendrá que hacer con muchísimo cuidado", insistió García, que lamenta que pase esto "como si pasara en cualquier otro centro hospitalario o a otro niño".

Por último, quiso que, "por parte del centro de corrijan este tipo de errores", "más control" y que "se ponga en marcha una investigación" para a partir de ahí, poner una solución.

EUROPA PRESS

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook