01 de abril de 2012
01.04.2012
 

Cospedal: "España ya es un país fiable"

Alemania y Francia dan su visto bueno a los Presupuestos más duros de la democracia

01.04.2012 | 02:00
Cospedal, ayer, durante la reunión popular de análisis de los Presupuestos.

Copenhague / Oviedo

Agencias

Alemania y Francia dieron ayer su visto bueno al recorte de gasto de 27.000 millones de euros que incluye el anteproyecto de Presupuestos Generales del Estado para 2012, considerados los más duros de la actual etapa democrática y aprobados el viernes por el Gobierno de Mariano Rajoy. Los parabienes del eje franco-alemán fueron emitidos en el curso de una reunión del Ecofin en la capital danesa, en la que no se alcanzó un acuerdo para que la banca financie sus propios rescates.

La intervención más rotunda fue la del ministro alemán de Finanzas, Wolfgang Schäuble, quien llegó a decir, en clave de clara intromisión en asuntos internos de otro país: «Hemos visto esta semana una huelga general, pero ésta no ha recibido tanto apoyo como para que el Gobierno español deje de tomar las decisiones correctas».

Schäuble manifestó, además, estar convencido de que España va por el buen camino y comentó que «confía plenamente» en el Gobierno de Mariano Rajoy. Los balances definitivos de las cuentas alemanas de 2011 reflejan que el Gobierno de Berlín fue incapaz de cumplir sus objetivos de déficit. Según informó recientemente el semanario «Die Spiegel», el Ejecutivo de Angela Merkel tenía que recortar 11.200 millones de euros de gasto y sólo recortó un 42%, es decir, 4.700 millones. Con todo, el déficit alemán es del 1% del PIB.

En términos de similar satisfacción por la voluntad de cumplimiento de las órdenes dadas por la UE a España se manifestó la propia Merkel, quien expresó su confianza en la capacidad de España de reducir su déficit fiscal al 3% del PIB en 2013 y cumplir con todos sus compromisos presupuestarios, en declaraciones al diario checo «Lidové Noviny», en Praga.

El otro miembro del no declarado directorio que rige la UE, Francia, también certificó su apoyo a los duros recortes de Rajoy y negó que España fuese un problema para la zona del euro. «Tenemos confianza en el Gobierno español. Hay una verdadera determinación para cumplir los objetivos, en particular, de llegar al 3% de déficit», aseguró el ministro francés de Finanzas, François Baroin.

Por otra parte, la publicación en el «Boletín Oficial del Estado» (BOE) del real decreto que recoge las medidas tributarias para reducir el déficit público aprobadas el viernes por el Consejo de Ministros ha revelado un aspecto que no fue comunicado a los medios de comunicación en la información facilitada en la rueda de prensa posterior a la reunión del gabinete.

La amnistía fiscal aprobada por el Gobierno para hacer aflorar unos 25.000 millones de dinero negro, que deberán tributar al 10% y aportarán, por tanto, 2.500 millones, no se aplicará a aquellos contribuyentes a los que ya hubiera notificado Hacienda el inicio de procedimientos de comprobación o investigación para determinar sus deudas tributarias.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook