13 de noviembre de 2019
13.11.2019
Cataluña

La tensión entre Mossos e independentistas pasa a los alrededores de la frontera

Cerca de 400 manifestantes de Tsunami Democràtic cortan ahora la AP-7 en la localidad vecina de Salt

13.11.2019 | 09:02
Los altercados se trasladan al pueblo de Salt.

Un fuerte dispositivo policial integrado por docenas de furgonetas de los antidisturbios de los Mossos y Policía Nacional ha logrado desalojar a los manifestantes independentistas de la autopista AP-7, a su paso por Girona, aunque éstos se han desplazado y replegado en el municipio vecino de Salt.

Tras más de doce horas de corte de la autopista, la policía ha desalojado a los manifestantes, lo que ha permitido iniciar los trabajos de limpieza y habilitación de la vía, donde se habían montado barricadas y hogueras. Además, hay vehículos atrapados en el corte que tienen las ruedas pinchadas y daños que dificultan el restablecimiento de la circulación, según han informado los Mossos d'Esquadra.

Los agentes han empezado a avanzar por la autopista haciendo retroceder a los manifestantes, algunos de los cuales les han lanzado piedras y otros objetos, sin que los agentes hayan llegado a cargar contra ellos. En la huida, un numeroso grupo de personas que participaban en la protesta se han dirigido a la calle principal del municipio de Salt, donde han levantado una barricada.

{C}

{C}

Los Mossos d'Esquadra se han parapetado ante estos manifestantes y lanzan proyectiles de 'foam' para dispersar a los concentrados.

En su cuenta de Twitter, Tsunami Democràtic ha escrito, poco después de las 8.00 horas: "Damos el objetivo por alcanzado en la AP-7 para cerrar la movilización prevista estos tres días".

Añade la plataforma que ahora "Tsunami se pone a preparar nuevas acciones", mientras en otro mensaje envía "agradecimientos infinitos a la gente de todo el territorio y de Euskal Herria que lo han hecho posible", mientras recuerda que "los donativos son indispensables para las multas a los represaliados".

Pese a esta desconvocatoria, centenares de personas y vehículos continúan atrapados por el corte de tráfico en la autopista AP-7, a la altura de Girona, tras una noche de colapso circulatorio en la que Protección Civil ha repartido comida y mantas a los automovilistas, a petición de los Mossos d'Esquadra.

El Servei Català de Trànsit (SCT) ha informado esta mañana de que se producen retenciones de más de 10 kilómetros en la N-II entre Fornells de la Selva y Girona, en ambos sentidos de la marcha, de 5 kilómetros en la A-2 en Fornells de la Selva en sentido norte, y colas de 3 kilómetros en el punto de desvío de la salida 6 de la AP-7.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído