Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Rebaja de la luz industrial y ayuda a las regiones con térmicas: así afectará a Asturias el pacto entre el PSOE y Unidas Podemos

La subida fiscal de Sánchez e Iglesias hará pagar más del 50% de IRPF a 1.300 asturianos - El debate para la investidura será los días 4, 5 y 7 de enero - Iglesias se confirma como vicepresidente y Podemos tendrá cuatro ministerios

Pablo Iglesias y Pedro Sánchez se saludan tras anunciar la líneas de su futuro Gobierno.

Pablo Iglesias y Pedro Sánchez se saludan tras anunciar la líneas de su futuro Gobierno. EFE

Ya hay fecha para la investidura de Pedro Sánchez a falta de formalizar la convocatoria. La presidenta del Congreso de los Diputados, Meritxell Batet, convocará el debate para la investidura los días 4, 5 y 7 de enero, según ha comunicado a los representantes de los grupos parlamentarios. La convocatoria formal, y

Mañana se espera el pronunciamiento del Consell Nacional de ERC, que debe dar el visto bueno al acuerdo entre PSOE y republicanos para la abstención de sus 13 diputados, necesaria para que la investidura salga adelante.

Por lo que se ha podido conocer del futuro Gobierno de coalición, Unidas Podemos contará finalmente con una vicepresidencia, la de Asuntos Sociales que ocupará Pablo Iglesias, y cuatro ministerios en el futuro Gobierno, en el que entraría el líder de IU, Alberto Garzón. Fuentes cercanas a la negociación han informado a EFE de que esa será finalmente la participación de Unidas Podemos en el Ejecutivo de coalición con el PSOE.

Ayudas genéricas a la industria y las regiones con térmicas

El programa pactado entre el PSOE y Unidas Podemos incluye referencias a asuntos que conciernen muy directamente a la industria asturiana y en particular a las consecuencias de la llamada transición energética. Se enuncian así compromisos para compensar a los territorios que perderán centrales térmicas y para aprobar rebajas en los costes energéticos de la industria. En el capítulo fiscal, la subida del IRPF para los contribuyentes más acaudalados supone elevar en Asturias hasta el 52% el tipo de gravamen para los más ricos.

"Desarrollaremos planes de acción urgente para las comarcas afectadas por el cierre de centrales de carbón y centrales nucleares con calendario conocido, de manera que se definan escenarios estables, predecibles y competitivos para estas áreas, fomentando el desarrollo e inversión en innovación y tecnologías verdes, favoreciendo la formación necesaria para hacer frente a las necesidades del futuro al objeto de asegurar nuevas oportunidades de empleo en las comarcas afectadas", señala el documento, sin precisar medidas concretas o su alcance económico.

El párrafo aparece incluido en el capítulo que el acuerdo dedica a la lucha contra el cambio climático, donde PSOE y Unidas Podemos vienen a reafirmar la apuesta por una descarbonización veloz que ha preconizado en el Ejecutivo de Pedro Sánchez la ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera. Así, se define el objetivo de tener un sistema eléctrico que en 2040 se alimente de fuentes renovables en niveles de entre el 85% y el 95%.

De cara a la gran industria, los socios se comprometen a "completar" la aprobación del Estatuto del consumidor electrointensivo, la regulación que demanda el sector para rebajar los costes eléctricos de fábricas como las de ArcelorMIttal y Azsa. El texto alude al "objetivo de potenciar la competitividad y la eficiencia de las empresas con altos costes energéticos, a través de compensaciones y exenciones de pago a cambio de que éstas mejoren su eficiencia energética y que mantengan y generen empleo". Se habla también en otro capítulo de un "Plan de desarrollo industrial" para elevar el peso del sector fabril en el PIB.

La reforma fiscal que plantean PSOE y Unidos Podemos conlleva subidas del IRPF para los contribuyentes de mayores ingresos: dos puntos en el tramo estatal del impuesto para las rentas superiores a 130.000 euros y cuatro puntos para las que excedan los 300.000 euros. Según las estadísticas de la Agencia Tributaria, en Asturias puede haber por encima de 1.300 contribuyentes con tales niveles de ingresos. Con la reforma, el tipo máximo del IRPF (aplicable a partir de 300.000 euros de la base imponible general) pasaría en Asturias del 48% al 52%, nivel que también alcanzarían Extremadura, Cataluña, Cantabria o la Comunidad Valenciana, y que sería aún mayor en La Rioja (53,5%), donde el gobierno autonómico ultima su propia subida.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats