El ministro de Política Territorial y Función Pública, Miquel Iceta, ha acusado este sábado a la derecha española de "querer destruirlo todo", y ha advertido de que "quien quiere de verdad a España no la divide" ni tampoco rompe "consensos", sino que "arrima el hombro" para hallar una solución.

Así lo ha señalado en Barcelona durante su intervención ante el Consejo Nacional del PSC, después de que el PP y Vox hayan anunciado que participarán el próximo 13 de junio en la concentración convocada por la plataforma Unión 78 en la plaza de Colón de Madrid en contra de los indultos a los líderes del "procés", a la que Cs también ha dado su apoyo.

"La derecha, cuando se pierde, vuelve a Colón. ¿Qué queréis que discuta? ¿La vacunación? ¿La recuperación económica? ¿Sobre los ERTE? No, ellos, en caso de confusión, todos a Colón", ha denunciado el primer secretario del PSC, en alusión a la primera imagen que unió PP, Vox y Cs en 2019.

Ha censurado, de esta forma, a "una derecha que, incapaz de aportar nada, solo quiere destruirlo todo" y ha alertado a la ciudadanía de que "quien quiere de verdad a España no la divide".

"Quien quiere de verdad a los pueblos españoles no enfrenta los unos con los otros. Quien ve que su país tiene dificultades, arrima el hombro, no destruye consensos", ha destacado Iceta, antes de recordar que, tras la "recogida de firmas" del PP contra la aprobación del Estatut de Cataluña en 2006, "tuvieron que hacer frente a una crisis política de primerísima magnitud".

"Tuvieron que hacer frente a consultas ilegales, referéndums ilegales, a una declaración unilateral de independencia (...) Parece que quieren que se repita la historia", ha dicho.

Por otro lado, Iceta ha criticado que el nuevo Govern de ERC y JxCat haya nacido "de la desconfianza mutua entre sus socios" lo que, a su juicio, denota que "ha sido más una operación para salvar sillas que para servir al país".

"Es la reedición del anterior Govern, caracterizado por su fracaso y división", ha señalado Iceta, quien ha dicho "enrojecerse" con los "documentos" del nuevo ejecutivo: "No se puede al mismo tiempo pedir diálogo y embate, negociación y confrontación. El papel lo aguanta todo, pero la realidad no".

"Pedimos que no intenten jugar con las palabras para encontrar falsos equilibrios", ha insistido el ministro, quien ha exigido a la Generalitat "estabilidad, respeto al marco legal, que gobiernen para todos y que acierten en las prioridades".

Illa carga contra la derecha por practicar "el patriotismo del miedo"

Por su parte, el líder del PSC en el Parlament, Salvador Illa ha insistido en que el Gobierno decidirá sobre los indultos a los líderes del 'procés' en base a criterios que "no son las encuestas o la coyuntura política cortoplacista", sino "el buscar la justicia, entendimiento, favorecer el reencuentro de los catalanes, pensar en el futuro y defender el interés publico" porque Cataluña, ha remarcado, "necesita dar un salto hacia adelante".

Salvador Illa apoya los indultos porque "Cataluña necesita hacer este salto hacia adelante" Agencia ATLAS / EP

En este sentido, ha afeado a la derecha catalana y española que "a menudo tenga miedo de que las cosas vayan bien" y que practiquen por ello "el patriotismo del miedo y la revancha de la cobardía".

"Patriotismo es querer que en Cataluña y España a la gente le vaya bien y eso significa garantizar el derecho a la estabilidad, a la concordia y la estabilidad", ha recalcado antes de reclamar "a quienes han llevado a este callejón sin salida" que "no entorpezcan".

Illa: "Ser de izquierdas es incompatible con ser independentista"

Por otro lado, Illa ha acusado a la izquierda soberanista de "engañar" a los catalanes al "asociar avances sociales a planteamientos rupturistas intrínsecamente insolidarios", y ha opinado que "ser de izquierdas es incompatible con ser independentista". El líder del PSC en el Parlament ha acusado al Govern de plantear "un objetivo divisorio que no representa al conjunto de la ciudadanía catalana" y lleva a "expectativas falsas que generarán frustración": "Ni Cataluña será independiente, ni habrá amnistía ni referéndum".

Según Illa, el nuevo ejecutivo catalán se erige sobre la base de varios "engaños", entre los cuales figura, a su juicio, uno "especialmente doloroso", que consiste en vincular la independencia con el progreso social.

Un planteamiento ante el cual ha advertido: "Ser de izquierdas no es ser independentista. Ser de izquierdas es ser internacionalista, solidario, pensar en los otros, no es el egoísmo de quererse ir y dejar que los demás se lo monten como puedan. Ser de izquierdas es incompatible con ser independentista".

Illa también ha reprochado a ERC y JxCat que quieran "hacer creer" que la última década ha sido de "éxitos", cuando, en su opinión, "han sido los peores diez años en los últimos 300 en la historia de Cataluña".

Por eso, ha recalcado que el PSC dará "cero días de gracia" al Govern, al que sí han anunciado que apoyarán para "acabar de erradicar la pandemia" y "recuperar el tiempo perdido, que es mucho, en materia de fondos europeos".