28 de abril de 2008
28.04.2008

El abogado José Bordíu Cienfuegos ha calificado la detención como "un caso claro de abuso policial"

28.04.2008 | 23:33

El abogado José Bordíu Cienfuegos ha calificado hoy como "un caso claro de abuso policial" la detención de uno de los herederos de una finca atravesada por una avenida en Gijón al negarse a retirar su vehículo que obstaculizaba el tráfico alegando que estaba aparcado dentro de su propiedad.
Efectivos de la Policía Local han retirado esta tarde las vallas y los carteles de puesta en venta de una finca urbana instalados por los herederos en un tramo de la avenida de la Constitución, cuya propiedad les ha sido reconocida por sentencia firme en la culminación de un litigio de 50 años.
Alfredo Uría se negó a retirar su vehículo alegando que estaba aparcado dentro de su propiedad por lo que fue detenido y su automóvil y el del abogado que representa los intereses de la familia fueron retirados por la grúa municipal.
El letrado ha dicho que la Policía ha actuado "sin ningún tipo de autorización, con claro exceso de sus funciones y abuso de autoridad, entrando en una propiedad privada y deteniendo a una persona sin orden judicial".
Bordíu ha rechazado la resolución de la Alcaldía que ordena la retirada del vallado por carecer de licencia de obras, al afirmar que este tipo de cerramiento "no es ninguna obra y por lo tanto no requiere de ningún permiso municipal".
El abogado ha considerado "contradictorio" que el Ayuntamiento quiera expropiar una parcela que ha sido restituida "a sus dueños" por el Principado de Asturias, que tenía la titularidad del vial y "la ha desafectado" en cumplimiento de una sentencia.
Desde el Ayuntamiento de Gijón se ha informado a través de un comunicado de que los agentes de la Policía Local se desplazaron a las 15:50 horas hasta la avenida de la Constitución para hacer efectiva la resolución de la Alcaldía para reabrir al tráfico la vía y que, cuando habían retirado la mayoría de las vallas, uno de los herederos y su abogado dejaron sus coches en el centro de la calle y advirtieron de que sólo se moverían si eran detenidos.
Al negarse a mover los coches, una grúa municipal procedió a su retirada, si bien, al intentar enganchar uno de los turismos, Uría se subió al capó y se negó a bajar, por lo que fue detenido "por desobediencia" y trasladado a la Comisaría. EFE

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Farmacias de guardia

Farmacias de guardia en Gijón

Farmacias en Gijón

Todas las farmacias de guardia hoy en Gijón

Farmacias de guardia en Asturias

Farmacias en Asturias

Consulta las farmacias de guardia hoy en tu localidad