15 de julio de 2009
15.07.2009
 

Sobre coches eléctricos y centrales nucleares

n La necesidad de hacer compatible la demanda creciente de energía con el respeto más escrupuloso al medio natural

15.07.2009 | 02:00
Sobre coches eléctricos y centrales nucleares

La siempre interesante actualidad informativa arroja noticias a diario que, a poco que contrastemos, pueden hacernos ver cómo la política, cuando toma derroteros marcados por el dogmatismo y supuestas verdades reveladas, se convierte en una suerte de contradicciones cuyos costes pagamos los sufridos contribuyentes.


Es noticia estos días en la prensa local la iniciativa que desde el Ayuntamiento de Gijón pretende impulsarse con el fin de que las calles de la ciudad se conviertan en un gran laboratorio de pruebas para vehículos propulsados por energía eléctrica. La idea no puede ser calificada más que como un acierto por lo que tiene de novedoso acicate en un contexto socioeconómico como el de Asturias, donde la herencia del carbón pesa como una losa. Empresas tecnológicas que invierten buena parte de sus recursos en la famosa ecuación I+D+i se pondrán a la labor para desarrollar elementos que pueden ser muy relevantes para el nuevo escenario, una vez superada la profunda crisis en la que estamos instalados. A nadie pasa inadvertido que uno de los retos a los que se enfrentan las sociedades más desarrolladas del planeta es hacer compatible la demanda creciente de energía con el respeto más escrupuloso al entorno natural. De todos es sabido también que las emisiones de dióxido de carbono que la atmósfera ha de soportar tienen buena parte de culpa en el llamado efecto invernadero y que las reservas para la extracción de combustible de origen fósil, según algunos expertos, no dan para mucho. El crecimiento económico, que creíamos infinito, no sólo es capaz de potentes frenadas, sino que además el coste ecológico a pagar desde el inicio de la revolución industrial puede ser elevado si no se toman las medidas oportunas.


Crisis económica y alto impacto ambiental son dos variables que obligan a pensar en soluciones realistas más allá de puntuales arrebatos dogmáticos. El elevado coste que hoy por hoy supone el uso generalizado y masivo de las energías renovables en todas sus formas hace que las miradas se posen en las centrales nucleares como instalaciones generadoras del potencial energético adecuado para el cada vez más elevado consumo eléctrico industrial, doméstico y urbano con los vehículos que en pocos meses esperamos ver circular por las calles de Gijón.


En esas estamos: mientras el equipo de gobierno local piensa en el aumento del consumo eléctrico como bálsamo para la reducción de emisiones contaminantes, sin pensar en la forma de generar dicha energía, el Presidente del Gobierno, en un calculado horizonte electoral, anuncia el cierre de la central de Garoña soñando ya con vestirse de ecologista a la antigua usanza en las próximas elecciones generales. No está mal cuando uno sabe que la factura que se pagará se cargará en mi nómina y en la suya, la de usted.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Farmacias de guardia

Farmacias de guardia en Gijón

Farmacias en Gijón

Todas las farmacias de guardia hoy en Gijón

Farmacias de guardia en Asturias

Farmacias en Asturias

Consulta las farmacias de guardia hoy en tu localidad

Enlaces recomendados: Premios Cine