02 de mayo de 2018
02.05.2018

Emulsa pasa sus cifras a limpio

A los 450.000 kilómetros de calles adecentadas y las 125.000 toneladas de basura recogida se suma la retirada de otras 1.500 toneladas de algas de las playas

03.05.2018 | 12:14
Un operario de Emulsa, en Marqués de San Esteban.

R.VALLE

Bajo el lema de "limpia, fija y da esplendor" funciona la Real Academia Española de la Lengua desde 1713. El eslogan también podría servirle a la Empresa Municipal de Servicios de Medio Ambiente Urbano (Emulsa), que desde su puesta en marcha a finales de la década de los setenta del siglo pasado no ha parado de limpiar y crecer hasta convertirse en una de las grandes empresas del Grupo Ayuntamiento. Emulsa acaba de publicitar su memoria de sostenibilidad de 2017 con una recopilación de datos que demuestran su "grandeza" en todas sus áreas de trabajo.

Antes de contar kilómetros y toneladas -y hacerlo a lo grande- hay que recordar que Emulsa trabajó el año pasado con una plantilla media de 642 trabajadores, un presupuesto de 34,4 millones de euros, unas inversiones de 2,4 millones, y 260 vehículos en la flota para prestar los servicios de higiene urbana, gestión de residuos, mantenimiento de zonas verdes, limpieza de colegios y edificios municipales y señalización viaria. Entre los datos cuantitativos más destacados están los siguientes:

Cerca de 450.000 kilómetros recorridos limpia que te limpia. El personal del servicio de higiene urbana recorrió limpiando un total de 444.328 kilómetros lineales de aceras y calles, lo que supone un incremento del 0,9% respecto al año anterior. Una subida que, en kilómetros, son 3.806. A los planes especiales de actuación por barrios hay que sumar el plan específico contra la contaminación que se desarrolla en la zona Oeste y que, en 2017, supuso el trabajo de siete operarios realizando labores de baldeo manual con al apoyo de un camión cuba. En total, 15.489 horas de trabajo: un 1,4% más que el año anterior.

46 jornadas de trabajo para eliminar 5.060 pegatinas. Al área de higiene urbana corresponden también campañas especiales que tienen que ver, por ejemplo, con la limpieza de los polígonos industriales o eventos singulares como la Cabalgata de Reyes, el Antroxu o la Semana Grande. Pero hay otras campañas que parecen de menor envergadura y tienen su aquel. Un ejemplo: un operario a tiempo completo durante 46 jornadas eliminó 5.060 pegatinas de semáforos, farolas, bancos y papeleras. Otro: más de seis mil horas en mil jornadas de trabajo se dedicaron entre los meses de primavera y verano a la limpieza de hierbajos. Y un tercero: se desbrozaron 80 parcelas con una superficie total de 281.259 metros cuadrados.

Unas 1.500 toneladas de algas retiradas de San Lorenzo y el Arbeyal. La presencia de algas en los arenales gijoneses es habitual motivo de polémica entre los bañistas. Entre los números que suma Emulsa en sus planes de limpieza de playas están las 1.419 toneladas de algas retiradas en San Lorenzo y El Arbeyal durante 1.974 horas de trabajo.

Un 0,7% más de basura al llegar a las 125.566 toneladas. A los integrantes del servicio de gestión de residuos les tocó lidiar el año pasado con la gestión de 125.566 toneladas de residuos sólidos urbanos, un 0,7% de incremento con respecto al año anterior. El 84% se corresponde a la zona urbana y son los meses de julio y agosto en los que se contabiliza más basura en los contenedores. Por zonas son los vecinos de Puerta La Villa, La Calzada y El Llano los que más residuos generan en el casco urbano y los de Somió y La Camocha en la zona rural.

Cada gijonés recicla 116,01 kilos al año. Un 25,3% de todos esos residuos recogidos se dedicaron a reciclaje o reutilización. Supone un incremento pero se está aún muy lejos del 50% fijado para 2020 por la legislación europea y que está en el origen de todos los cambios normativos y de planificación que tiene en marcha el Ayuntamiento de Gijón ahora mismo. Cada gijonés recicla al año 116,01 kilos. Un 6,5% más que en el ejercicio anterior.

Menos aceite, más ropa usada. Hay de todo en la viña del reciclaje y con tendencias en todos los sentidos. La recogida selectiva de aceite vegetal descendió un 9% con 32.130 kilos recogidos, sin embargo la de ropa usada en colaboración con Caritas subió un 5% hasta alcanzar las 881 toneladas. También hubo un incremento, de casi el 7%, en la recogida de voluminosos. Los depósitos habilitados para recoger pilas tanto en la vía pública como en los puntos limpios sumaron 5.116 kilos.

Roces, la estrella de los puntos limpios. Gijón tiene cuatro puntos limpios que dan cabida a todo tipo de residuos. El año pasado entre los puntos de Roces, La Calzada, Somió y Tremañes se recogieron 14.391 toneladas, lo que supone un incremento del 9% sobre el ejercicio anterior. Roces es la joya de la corona al sumar la mitad del total de lo depositado. Por estas instalaciones pasaron el año pasado 64.435 usuarios: el 46% son empresas y el 54% particulares.

Con la bayeta en 35 colegios, 5 parvularios y 14 dependencias municipales. Otra de las áreas de trabajo de Emulsa es el servicio de limpieza de colegios y edificios públicos, al que están inscritos 121 personas de media, que se encargan de 35 colegios, cinco parvularios y 14 dependencias municipales. Para sentir la envergadura de su labor sólo hay que ver que se dedicaron más de 200.000 horas de trabajo, se llega a 820 aulas, se realizaron 1.758 actuaciones en patios y la superficie de los cristales que se limpiaron alcanza los 105.305 metros cuadrados.

Verde que te quiero verde en 3,67 millones de metros cuadrados. El servicio de parques y jardines dedicó el 87% de sus labores a cuidar de los 3,67 millones de metros cuadrados de zonas verdes urbanas repartidas en 464 ámbitos. El año pasado el verde gijonés a limpiar creció en casi 80.000 metros cuadrados al sumar, entre otros, los jardines de La Palmera, la Quinta La Vega, la carbayera de Paco Aramburu y zonas verdes en la calle de Dolores Ibárruri.

De 50.000 plantas de temporada al control de 35.271 árboles. Es labor de Emulsa encargarse de los árboles y no es trabajo menor. Hay que atender a 35.271 árboles, de los que 7.451 están en vías públicas. A labores de jardinería se dedica unas 140 personas. Sólo a labores de poda fueron 14.832 horas de trabajo: Un dato más: se plantaron más de 50.000 plantas de temporada.

Más de ocho mil piezas de mobiliario urbano. El mobiliario urbano suma 8.183 elementos a limpiar: 5.621 bancos, 229 fuentes, 239 mesas, 2.048 papeleras, 15 futbolines y 31 mesas para tenis de mesa. De todos ellos se tienen que encargar los trabajadores de Emulsa que el año pasado, además, hicieron el mantenimiento de 133 áreas de juego, cinco más que el año anterior. Son 107 zonas infantiles y 26 de mayores que ocupan más de 21.000 metros cuadrados

Señalizaciones viarias en vertical y horizontal. Personal de Emulsa se encarga de la señalización vial de la ciudad siguiendo las directrices de la Oficina Municipal de Tráfico. El año pasado se realizaron 5.400 horas de trabajo para el pintado de 36.275 metros cuadrados de pasos de peatones, carriles y líneas de aparcamiento, además de cerca de 3.800 actuaciones en señales verticales. Se colocaron 1.750 señales, se repararon 522 y se retiraron 1.521. Al final de la suma el trabajo superó en un 17% el realizado en el mismo ámbito en el ejercicio anterior.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Farmacias de guardia

Farmacias de guardia en Gijón

Farmacias en Gijón

Todas las farmacias de guardia hoy en Gijón

Farmacias de guardia en Asturias

Farmacias en Asturias

Consulta las farmacias de guardia hoy en tu localidad