09 de noviembre de 2019
09.11.2019

La revolución cuántica pisa el acelerador

Los expertos vaticinan en la Politécnica una pronta salida de ordenadores que resolverán en segundos lo que a los actuales les lleva miles de años

09.11.2019 | 00:56
Jornadas sobre tecnología cuántica, ayer, en la Escuela Politécnica de Gijón.

La tecnología cuántica será, dentro de no mucho, una revolución sin precedentes. Las bases de esta nueva ciencia, al crear un nuevo sistema de cálculo que no se creía posible, difiere del resto de avances recientes como el big data, que aunque también supuso un profundo cambio en la gestión de datos fue, más bien, un desarrollo de unas nociones que ya existían. A ojos del doctor en Informática José Ranilla y del conocido emprendedor Alfonso Rubio, este nuevo paradigma ha dado lugar a una "guerra" empresarial en la que todos los grandes grupos tecnológicos pujan ahora por lanzar al mercado ordenadores cuánticos para los que, en realidad, la sociedad todavía no está preparada. "La ciencia aún no está madura, pero la presión de los ciudadanos nos obliga a acelerar el proceso. Antes de lo que pensamos, la tecnología cuántica estará en nuestras casas y será un avance revolucionario", aseguró Ranilla.

Los dos expertos citados participaron ayer en unas jornadas sobre ciencia cuántica en la Escuela Politécnica de Gijón en compañía de otros catedráticos y empresarios del sector, que explicaron a los universitarios de las ramas de Matemáticas e Informáticas las posibilidades que esta tecnología ya permite en la actualidad. El informático Francisco Gálvez aclaró primero que un ordenador cuántico "no tiene mucho que ver" con uno convencional, algo que ya se intuye por el aspecto "futurístico" de este tipo de aparatos. "Un ordenador cuántico es, en realidad, una gran nevera encargada de enfriar un chip muy pequeño y muy potente. Casi toda la instalación se dedica a evitar que se sobrecaliente, y suele ser un sistema de helio que encarga de que el procesador se mantenga cerca de los ceros grados", explicó.

Su compañero Elías Combarro añadió que este tipo de máquinas no tienen tarjeta gráfica, disco duro ni memoria principal, por lo que manejar estos ordenadores supondrá, en parte, tener que empezar desde cero. "Muchos nos explicáis cómo pode hacer un factorial en un ordenador cuántico. No se puede. Las normas son distintas y tendremos que aprenderlas", reconoció. En lo que tanto los citados como el resto de ponentes de la jornada se mostraron de acuerdo es la utilidad de los simuladores cuánticos actuales mientras que la tecnología "real" termina de madurar. Para usarlos (los hay gratuitos en internet), el usuario puede procesar los datos en su ordenador convencional y pasarlos, después, al simulador. En el futuro, una de estas máquinas podrá resolver en pocos segundos problemas que ordenadores actuales tardan unos 10.000 años.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Farmacias de guardia

Farmacias de guardia en Gijón

Farmacias en Gijón

Todas las farmacias de guardia hoy en Gijón

Farmacias de guardia en Asturias

Farmacias en Asturias

Consulta las farmacias de guardia hoy en tu localidad

Lo último Lo más leído