"¿Van a omitir los informes de los funcionarios porque dan más valor a los de una entidad corporativa que tiene sus propios intereses? ¿Así es cómo van a gobernar?". Con esas preguntas en voz alta dirigidas a la oposición remataba ayer el edil de Medio Ambiente y Movilidad, Aurelio Martín, su comparencia ante el Pleno para explicar las medidas tomadas para hacer frente a los problemas de contaminación del río Piles.

Frente a la defensa que del anillo navegable hace un informe encargado por el Grupo, Martín recalcó la existencia de estudios de los técnicos municipales, Ecologistas en Acción, la consultora Uvant y la Universidad de Oviedo que ven en la acumulación de cianobacterias de ese punto un grave problema y que han llevado al Ayuntamiento a recomendar limitar la práctica deportiva en el anillo navegable.

"Se hace por precaución, quien se bañe allí será bajo su responsabilidad", sentenció Martín que aseguró, con la vista puesta en la oposición pero también en el Grupo que "yo no soy el problema. Yo ni hago ni firmo los informes. Yo tomaré las decisiones en base a lo que digan los funcionarios de Medio Ambiente", sentenció el edil. Martín enumeró todas las actuaciones realizadas sobre el río desde finales de 2019, cuando aún gobernaba Foro y recordado críticas de los grupistas que se remontan al 2015 sobre los problemas de suciedad en ese punto. "Eso no es de ahora", dijo.

La oposición acusó al edil de IU de falta de transparencia en este asunto y, mayoritariamente, se apoyaron en la discrepancia de los informes para entender que, con los controles necesarios y excepto en verano por los efectos del calor, el anillo navegable se podría abrir.

"Estamos desviando la atención de lo importante, los problemas en el parque de Isabel la Católica donde no se ha hecho nada pese a todo lo anunciado y los vertidos en el entorno del Palacio de Deportes. Y las entidades y empresas verterán, pero el que más el Ayuntamiento en sus colectores", indicó José Carlos Fernández Sarasola, de Ciudadanos.

Jesús Martínez Salvador, de Foro, pidió a Martín que rectifique y pida disculpas al Grupo al tiempo que le acusaba de "retorcer la realidad para llevar adelante su objetivo que es la renaturalización del Piles quitando el anillo navegable". Eladio de la Concha, portavoz de Vox, fue contundente: "Vox apoya al Grupo". Y Alberto López-Asenjo, portavoz del PP, tiró de sus conocimientos en toxicología para decir que "quien se caiga al Piles no tendrá ronchas o diarrea, como se hace creer aquí". El problema según Podemos es la incapacidad del gobierno para dialogar. Por eso, la portavoz, Laura Tuero, pidió llevar todas las opiniones a un debate en el Consejo de Medio Ambiente.