Los responsables municipales de seguridad acaban de cerrar el parque de Isabel La Católica debido al viento. Se trata de minimizar los riesgos para los paseantes en una zona con amplía arbolado y ante los efectos de la borrasca "Bella" en la ciudad. Además, toda la zona costera está en máxima alerta por la previsión de olas de diez metros.

La borrasca "Bella" a punto de llevarse a los paseantes en Gijón

Por otro lado, la Policía Local sancionó ayer a 2 personas por no respetar el toque de queda y a 3 por no hacer uso de la mascarilla obligatoria. También denunció una fiesta en un domicilio acorde a la Ordenanza Municipal de Convivencia