Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El PP se prepara hoy para la suspensión de Mariano Marín como presidente local

El comité de garantías regional pospuso ayer una reunión para decidir la sanción ante los reparos del representante de Nuevas Generaciones

Mariano Marín, en su despacho profesional de Gijón.

Mariano Marín, en su despacho profesional de Gijón.

El comité de derechos y garantías del PP de Asturias aprobará hoy el procedimiento que previsiblemente se traducirá en la suspensión temporal del cargo del presidente local del partido, Mariano Marín, ante la petición de amparo solicitada por 40 miembros de la junta directiva local, que denuncian, tal y como adelantó LA NUEVA ESPAÑA, el veto de Marín a votar en la última reunión de ese órgano una propuesta para su reprobación, sus declaraciones contra el candidato a la Alcaldía, Alberto López-Asenjo, en vísperas de las pasadas elecciones municipales, la inactividad de los órganos del partido durante un año y el cierre en la práctica de su sede desde octubre de 2019.

La reunión en la que el comité de garantías decidirá si abre un expediente a Marín a raíz de esta denuncia había sido convocada para la tarde de ayer, pero sobre la marcha se decidió posponer a las 12.00 horas de hoy ante los reparos expresados por el representante en ese órgano de Nuevas Generaciones, Cándido Sánchez Fernández, de Pola de Lena, quien afirmó que no se le había convocado a ese encuentro. La decisión de retrasar la cita se adoptó para evitar que se pudieran impugnar las decisiones que adopte el comité por una cuestión formal.

La convocatoria de la reunión para las cinco de la tarde de ayer se había efectuado a través de mensajes de Whatsapp y por correo electrónico. Al no presentarse Cándido Sánchez, se optó por telefonearle y, como indicó que a él no se la había convocado, se acabó por posponer el encuentro. Formalmente, Nuevas Generaciones se ha posicionado como neutral en el pulso entre el presidente local del PP gijonés y la presidenta regional Teresa Mallada, pero en algunos ámbitos del partido se considera que sus juventudes siguen en la órbita de la antigua presidenta regional, Mercedes Fernández, a quien también es afín Mariano Marín. En la reunión de hoy, salvo cambio de último hora, los integrantes del comité de garantías votarán si se abre expediente a Marín, quién será el instructor del proceso y si suspenden cautelarmente al presidente local de sus funciones mientras se resuelve.

El relato de hechos que han presentado los 40 miembros de la junta local contra su presidente incluye que la falta de actividad de los órganos del partido impidió que definieran la estrategia del grupo municipal, señalando en ese sentido que Marín no convocó a ese órgano entre octubre de 2019 y noviembre de 2020, que tampoco se celebraron reuniones del comité de dirección, ni se convocó a la comisión paritaria para decidir la postura del grupo municipal.

Los denunciantes resaltan la falta de orientación política al grupo municipal, desgranando 40 asuntos sobre los que debería de haberse pronunciado la junta local. También aluden a la ausencia del partido en cuestiones de ciudad, siendo los pronunciamientos públicos de Mariano Marín relativos a cuestiones internas, en especial su rechazo al nombramiento de Alberto López-Asenjo como candidato a la Alcaldía.

La negativa de Marín a incluir en el orden del día de la junta local del mes pasado la petición de 44 de sus integrantes para votar su reprobación se incluye en la denuncia. La solución temporal para el PP de Gijón está ya cerca.

Compartir el artículo

stats