Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Cabueñes, pionero en reproducir huesos en 3D para diseñar operaciones complejas

El proyecto, ya en marcha, permite al equipo médico ensayar distintos métodos de prótesis y reconstrucciones óseas: “Es el futuro”

Una ambulancia entra en el Hospital de Cabueñes, en una imagen de archivo.

Una ambulancia entra en el Hospital de Cabueñes, en una imagen de archivo.

Recrear en 3D huesos de pacientes para ensayar y diseñar su operación antes de pasar por quirófano. El Hospital de Cabueñes está dando los primeros pasos para implantar en Gijón un sistema hasta ahora pionero en Asturias, a través de simulaciones virtuales y reproducciones en tres dimensiones, para preparar operaciones óseas complejas y evitar posibles imprevistos en quirófano. La idea, adelantan los sanitarios, es que el proyecto pueda extenderse a buena parte de las especialidades médicas implicadas de una forma u otra en la reconstrucción ósea por cirugía. El plan ya tiene el visto bueno de la gerencia sanitaria y los profesionales han hecho sus primeras pruebas hace unas semanas. “Es un paso adelante en la medicina 4.0; es realmente el futuro de nuestro trabajo”, aplauden.

Los profesionales al mando del proyecto explican que hasta ahora el plan se está centrando en las cirugías de columna, las cuales por su gran complejidad son las que más riesgo tienen de cara a producir daños o dejar secuelas en el paciente. La idea, no obstante, es que el proyecto se extienda “como un servicio transversal” a todas las áreas quirúrgicas interesadas. Por ejemplo, ya se está ensayando su utilidad con especialistas del área de Maxilofacial para reconstrucciones del rostro. “En realidad, poder tener un fantoma quirúrgico, que es como se llaman estas reconstrucciones, resulta útil para casi cualquier tipo de operación. Lo especial de esto es que ahora podemos tener un fantoma muy exacto de cada paciente y dirigido a una operación concreta. El procedimiento es el mismo, pero individualizado”, razona el traumatólogo Ángel Piñera.

El hospital ya tiene una impresora 3D con la que se pueden extraer modelos muy realistas, casi exactos, del hueso o estructura del paciente que se va a operar. El modelo se logra con información extraída de escáneres y pruebas de imagen de la lesión del afectado –deben ser lo más recientes posible, porque la anatomía del paciente puede variar ligeramente con el paso del tiempo–. La recreación resultante puede verse en tres dimensiones desde el ordenador o en formato físico si se imprime. Sobre ese modelo, el equipo puede ensayar y diseñar la intervención a acometer, y reducir las posibilidades de toparse con alguna sorpresa en quirófano. “Al final, hacia donde nos encaminamos es a la medicina especializada, la llamada medicina 4.0. Cuando el proyecto avance tendremos una idea mucho más concreta y en formato físico, palpable, del procedimiento quirúrgico que vas a hacer”, prosigue Piñera.

Proyectos como el de Cabueñes se cuentan todavía en hospitales de España con los dedos de una mano y solo algunos complejos sanitarios de referencia como el Gregorio Marañón de Madrid tienen un servicio específico y experimentado en este tipo de abordajes. La técnica, aclaran desde el hospital gijonés, está empezando a probar ahora su utilidad en el campo médico, por lo que se espera que sean los sanitarios gijoneses quienes impulsen y lideren la recreación 3D sanitaria en Asturias. El laboratorio, de momento “humilde, con unos ordenadores y una impresora”, empezó a conformarse el pasado mes de octubre, e hizo sus primeros ensayos un poco antes de Navidad. El objetivo es desarrollarlo durante todo este año y comprobar su idoneidad a la hora de instalar prótesis o realizar reconstrucciones óseas más complejas antes de ampliarse. “Hasta ahora nos estamos centrando en las cirugías de columna, porque ahí la anatomía también es más crítica de cara a la seguridad del paciente si surge un error en la posición, pero sí creemos que podría ser útil para casi cualquier operación”, completa Piñera. Junto a él, colaboran en el proyecto profesionales de Radiodiagnóstico, de Traumatología, de Oncología y de buena parte de las especialidades quirúrgicas que traten lesiones del hueso.

El plan

  • La idea. Cabueñes crea un servicio que recrea en tres dimensiones huesos de pacientes pendientes de cirugía.
  • Ventajas. Al ser reproducciones muy realistas, los médicos pueden ensayar y estudiar cómo abordar la intervención.
  • Futuro. Empezando ahora en cirugías de columna, la idea del hospital –pionera– es extender el servicio a más áreas quirúrgicas. 

Compartir el artículo

stats