Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Familias del comedor escolar denuncian un desfase en el cobro a más de 100 alumnos

Las AMPA han puesto de relieve las trabas de muchos beneficiarios por la tardanza en salir las listas y la incapacidad de asumir el coste

Comedor escolar, en una imagen de archivo.

Comedor escolar, en una imagen de archivo. Marcos León

Los colegios con servicio de comedor, la empresa que presta el servicio (Serunión) y el Ayuntamiento están trabajando en la creación de un grupo formado por direcciones de los centros para mejorar la coordinación entre las partes, de modo que se facilite la gestión y se atiendan de manera correcta las demandas las familias.

Es una de las decisiones tomadas en la última reunión de seguimiento del servicio de comedor, en un año especialmente convulso por la pandemia y con numerosas dificultades y desfases. De hecho, será necesario revisar la situación de más de cien alumnos que no acuden este año al comedor y a los que se les está cobrando de forma incorrecta.

Las quejas de las familias son numerosas en este sentido, habida cuenta de que la tramitación de las becas ha sido compleja y en muchos casos incompleta, como han hecho saber las federaciones de asociaciones de padres. Así, entre las quejas que han trasladado a los responsables del servicio y al propio edil de Educación, Alberto Ferrao, constan cuestiones como que la convocatoria de comedor se hizo a la par de atención temprana y conciliación. La lista provisional de los beneficiarios de comedor salió el día antes del comienzo de curso, pero las becas de atención temprana y conciliación salieron más tarde por lo que en estos casos las familias tuvieron que asumir el coste en su totalidad, y aún están pendientes de la devolución correspondiente.

Por otro lado se ha dado la circunstancia de que para aparecer en la lista provisional y definitiva de becados tenían que ser usuarios desde el primer día de comedor, con lo que muchas familias no pudieron acceder por no poder asumir el coste ,a la espera de la publicación de las listas. La lista de beneficiarios de las ayudas de conciliación salió a últimos de noviembre de modo provisional, mientras que la definitiva se hizo pública en diciembre, dificultando mucho la posibilidad de asumir los costes a las familias.

“Es incomprensible que las familias que no pudieron asumir el coste en septiembre queden denegadas por no acudir al comedor desde el primer día por ser éste un requisito imprescindible, cuando se supone que una beca es para ayudar económicamente”, afean los representantes de los padres. Y por otra parte, hay familias que figuran en dichas listas sin ser usuarios “ y salen como concedidas; en cambio otras salen denegados por no acudir al comedor”. Con todo ello, las AMPA piden que se analice caso por caos para evitar desfases y que la ayuda llegue a quien la solicitó y cumpla los requisitos para ella.

Además, se ha remitido una encuesta a los más de 3.000 usuarios de comedor sobre su satisfacción con el servicio, de la que sólo se han recibido 700 respuestas. Y se ha acordado unificar un protocolo para las raciones que se sirven en todos los centros en el que se establece que la fruta debe ser una pieza completa en cualquier caso (pelada o sin pelar). También se ofrece a las familias la posibilidad de volver a hacer catas de los menús que comen sus hijos, ante las quejas de algunos niños por la comida, tal y como sucedió al inicio de la prestación del servicio por parte de la nueva empresa, que supuso un importante incremento de precios.

Compartir el artículo

stats