Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Polígono llena sus parques de carteles con poemas

“Es original”, aseguran los paseantes al ver los carteles llenos de versos

Colocación de poemas en una zona verde del Polígono.

Colocación de poemas en una zona verde del Polígono. Juan Plaza

Al doblar la esquina, los vecinos del Polígono pueden cruzarse con Federico García Lorca, Miguel Hernández o Gabriel García Márquez. O al menos, con algunos de sus más bellas estrofas. En el barrio, la literatura florece como la primavera gracias a los miembros de la asociación “Evaristo San Miguel”, que han sacado los poemas a la calle. Desde principios de esta semana, se han dedicado a colocar carteles que recogen versos de autores famosos y también locales, como el poeta Diego Solís. Todo forma parte del certamen literario “Abril, libros mil”, que cumple este año ya siete en activo. “Es una idea muy original, han dejado el barrio muy guapo”, aseguran los paseantes al cruzarse con las rimas.

Manoli Antón y Patricio Bastián caminaban ayer por la calle Puerto Leitariegos, justo al pie de la residencia Clara Ferrer y no pudieron por menos que pararse a leer las decenas de carteles con poemas que enraízan en ese lugar. “Ya los vimos el domingo por la noche, nos parece algo muy original”, comenta la pareja.

Por la izquierda, Mari Luz Tuya, Carmen Vilas y Manuel Cañete, con carteles para colocar en los parques. Juan Plaza

José Manuel y Carmen Cordero son hermanos y ayer apuraban un par de cervezas en una cafetería de la zona. Lo hacían mientras el presidente de la asociación de vecinos del Polígono, Manuel Cañete, plantaba unos cuantos versos en el parque. “Soy muy de Miguel Hernández, que es el poeta del pueblo”, dice José Manuel Cordero en tono soñador. Su hermana, que es más de prosa, también aplaude la iniciativa. “Seguro que muchos niños se paran a leerlos y así no están tanto al móvil”, argumenta.

Aunque lo de plantar los versos es quizás lo más llamativo del programa, lo cierto es que el “Abril, libros mil” viene plagado de actos en los que participan también los colegios Asturias y Evaristo Valle así como la escuela infantil Alejandro Casona. El próximo 23, el barrio celebrará el Día del Libro y para el 30 hay un encuentro poético con un nombre de lo más sugerente para los tiempos del virus. Se llama “Dímelo en la calle”

“Lo que buscamos es sacar la cultura a la calle, cuando se hacen este tipo de actos está claro que la gente responde”, afirma Cañete, quien desde la asociación que preside impulsa también un concurso de microrrelatos abierto para jóvenes y mayores. El plazo para enviar textos dura hasta el día 15 y por ahora se están batiendo récords de participación. “En pocos días hemos recibido más 100 participantes”, indican Carmen Vilas y Mari Luz Tuya, de la asociación “Evaristo San Miguel”.

Los carteles están hechos con material reciclable y pueden verse en todas las zonas verdes del barrio. En total, son unos 200. Y subiendo porque los vecinos reponen aquellos que el viento se lleva para que el barrio siga como el mejor poema.

Compartir el artículo

stats