Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Juan Carlos I, otro Borbón que se queda sin placa

La transformación histórica del callejero local llamó Libertad a la calle dedicada a Isabel II y Begoña al paseo de Alfonso XII

Una de las placas que señalizan la avenida de Juan Carlos I. | Ángel González

Una de las placas que señalizan la avenida de Juan Carlos I. | Ángel González

Gijón le concedió a Juan Carlos I el honor de tener una calle con su nombre en la ciudad el 11 de mayo de 1990. Una larga vía entre la plaza del Padre Máximo González y la avenida del Príncipe de Asturias que, recuerdan los eruditos locales, antes se conocía simplemente como la prolongación de Marqués de San Esteban. Un honor que en breves días perderá. La Junta de Gobierno, integrada por ediles de PSOE e IU, formalizará la retirada de ese nombre del callejero para darle la avenida a José Manuel Palacio, quien fuera el primer alcalde de Gijón de la actual etapa democrática.

Que Palacio tiene todos los méritos para tener una calle en Gijón nadie lo discute. Quitar del callejero al Rey Emérito, sí. Los grupos municipales del centroderecha han dejado muy claro que no están de acuerdo. Pero haciendo un repaso a la historia del callejero local se ve claramente que no es el primer Borbón que se queda sin placa en la ciudad.

Isabel II tuvo calle con su nombre entre 1861 y1868 cuando pasó a llamarse calle de la Libertad. La reina recuperó la vía en 1875 pero Libertad volvió a ser su nombre en 1931. Eso sí, aunque Isabel II no volvió a ella el vial pasó a llamarse 18 de julio hasta 1979.

No muy lejos está el paseo de Begoña. Así se llama desde el 7 de mayo de 1931 pero antes había sido el paseo de Alfonso XII por una decisión tomada el 9 de enero de 1875. A Alfonso XIII, el abuelo del actual Rey Emérito, lo que se le quitó en la ciudad fue el nombre que le daba al cuartel del Coto al que había puesto la primera piedra de su construcción en agosto de 1900 cuando solo tenía 14 años. Ahora, reconvertido en centro municipal, lleva el nombre del barrio.

Mas suerte han tenido otros borbones. Felipe V y Carlos III, por ejemplo, se mantienen en el callejero local desde 1967.

Cs exige regular la concesión de distinciones y la FAV crítica la falta de participación vecinal

Ciudadanos (Cs) sugiere aprovechar la reforma del reglamento de organización del Ayuntamiento para fijar un procedimiento que regule la concesión de honores y distinciones . Incluido dar nombres a calles . Este es el camino, entiende el edil Rubén Pérez Carcedo “para evitar polémicas y acabar con cualquier intento de ideologizar o polítizar las denominaciones de espacios públicos, que nos pertenecen a todos los gijoneses”. Un procedimiento que garantice el vínculo del homenajeado con Gijón y sus méritos pero también la participación ciudadana. En este sentido, desde la Federación Vecinal (FAV) se critica que no se haya dado voz a los vecinos afectados en los últimos cambios. “Participar en más que informar”, replican.

Compartir el artículo

stats