Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

María Castro: “Me encanta sentirme atrapada en una historia”

La actriz gallega protagoniza desde el jueves “La coartada” en el Jovellanos: “Es una hora de intriga con un final revelador”

María Castro, en una imagen promocional.

María Castro, en una imagen promocional.

“El suspense es algo que me encanta como espectadora. Intento ser tan controladora en mi vida, que cuando me llevan a una función, película o libro, que no pudo controlar, porque no sé li que va a pasar en el siguiente minuto, pues me encanta sentirme atrapada por ese no saber en esa historia”. María Castro (Vigo, 1981) protagoniza desde este jueves en Gijón en el teatro Jovellanos la obra “La coartada”, una historia de suspense, dirigida por Bernabé Rico, que tendrá una triple función en Asturias (desde el viernes hasta el domingo”. “El espectador se va encontrar una obra bastante impactante, con una hora de mucha intriga, y con un final muy revelador”, relata María Castro. “Hasta los últimos cinco minutos te cuesta entender que está pasando, los sentimientos te llegan y los recibes, con emociones a flor de piel, pero hasta el final no se resuelve”, añade.

María Castro, acompañada en el reparto por Gorka Otxoa y Miguel Hermoso, representa a Ana, una mujer al límite, divorciada y atormentada por su pasado, que pide ayuda a su mejor amigo para prepararse a testificar en la que sin duda será la declaración más importante de su vida. De ella dependerá no sólo la custodia de su única hija sino también su propia libertad. “Es una especie de thriller misterioso, con final inesperado. Te ancla en la butaca desde el primer minuto 1, no comprendes lo que está pasando, y los sentimientos son tan puros y tan animales, que haces que conectes con el personaje principal”, reconoce la actriz gallega.

“La Coartada” es una obra que ha permitido a María Castro volver a conectar con el público, tras las restricciones provocadas por la pandemia. “Es impactante ver las caras desde arriba con la mascarilla puesta, ellos te ven la emoción entera, a mí me gustaría ver el gesto de la gente, si es realmente placentero, pero me da muchas fuerzas sentirlos ahí delante”, comenta. En su caso además el regreso a los escenarios se ha producido con su nueva maternidad. “A Asturias me voy con una de mis hijas, por la lactancia, y a la otra la dejo en la lejanía. Soy madre gallina, me cuesta dejar atrás a los polluelos, pero lo disfrutaré mucho igual, además por poder viajar al Norte”, reconoce. “Estoy muy feliz, es casi como estar en mi Galicia”, añade, antes de explicar que se reencuentra a menudo con su tierra por medio de la cocina: “Cuando acabé de concursar en ‘Masterchef’ estuve un tiempo sin cocinar de lo agotado que salí, pero me gusta mucho ahondar en la cocina gallega, en mis orígenes y aprender platos nuevos”

María Castro se encuentra trabajando en Valencia en el rodaje de una nueva película, una comedia que será anunciada próximamente. Antes, en la televisión, destacó en las series “Sms”, “Sin tetas no hay paraíso” o “Amar es para siempre”. Y en el cine en “Días azules”, “Los muertos van deprisa” o “22 ángeles”.

Compartir el artículo

stats