La Policía Local truncó la madrugada del pasado domingo el asalto a un local hostelero ubicado en la calle Caveda. El delincuente, de 37 años de edad, tenía como objetivo la recaudación de la máquina tragaperras del local y fue detenido en las cercanías del mismo. En concreto, fue interceptado a las 5.20 horas de la madrugada en el cruce de las calles La Argandona y Caveda. El responsable, de iniciales D. G. V., vecino de Gijón, trató de apoderarse del contenido de la máquina de juego rompiendo las lunas del local con una tapa de alcantarilla. Ha sido denunciado por las fuerzas del orden por un presunto delito de robo con violencia.