Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Foro de la Movilidad oposita a plaza fija

La entidad, activa desde 2016 y que agrupa a 90 colectivos, reivindica tener voz y voto en nombre de la ciudadanía

Participantes en una reunión del Foro de la Movilidad, antes de la pandemia, en El Coto. | Ángel González

Participantes en una reunión del Foro de la Movilidad, antes de la pandemia, en El Coto. | Ángel González

El listado de entidades vinculadas al Foro de la Movilidad tiene recogido por orden alfabético el nombre de noventa entidades. Algunas son empresariales, otras políticas. Algunas representan a colectivos ecologistas, otras a cátedras universitarias. Hay servicios del Ayuntamiento de Gijón, y titulares de algunas de las más importantes empresas de transporte de Asturias. Está la Autoridad Portuaria y la sociedad Gijón al Norte pero también el Conseyu de Mocedá y el Consejo de Mujeres. El Principado tiene su representación, al igual que grupos de aficionados a las motos. Hay entidades sociales, económicas, vecinales, educativas, sindicales, culturales... Hay colectivos cuyos representantes no se han perdido ni una reunión y otros a quien nunca se ha visto asistir a alguna de las convocatorias.

Así se ha construido ese espacio de participación en un Gijón que desde hace unos años no ha dejado de debatir y polemizar sobre la movilidad. El Foro de la Movilidad lleva tiempo buscando su sitio, sin encontrarlo. Hay voces que acusan al actual equipo de gobierno –el primero de la izquierda tras ocho años de mandato de Foro Asturias y con PSOE e IU como socios– de facilitar el tránsito del Foro de Movilidad hacia el cementerio de la participación. Pero hay también quien, desde el propio Foro, adelanta que el experimento ya llevaba en estado de coma mucho tiempo. Y sin que nadie le empujara a esa agonía. Simplemente por el devenir del tiempo y los acontecimientos.

Esta semana, los cimientos del Foro de Movilidad –liderado por la Federación de Asociaciones Vecinales con quien comparte presidente, Manuel Cañete– se tambalearon tras la lectura de un informe de la Secretaría General del Ayuntamiento, publicado por LA NUEVA ESPAÑA, donde se clarificaba que, con la actual normativa municipal en la mano, el Foro de la Movilidad no tiene ningún papel como representante de la ciudadanía gijonesa en sus relaciones con el Ayuntamiento. Un duro golpe para quienes llevan tiempo intentando oficializar el Foro como órgano de participación, consulta y asesoramiento del Ayuntamiento en materia de movilidad. El informe de la Secretaria General solo reconoce ese papel al Consejo Social, los consejos de distrito y los consejos sectoriales. Salvo cambio del reglamento, que es lo que piden varios partidos de la oposición. El gobierno es más partidario de esperar a ese diseño integral de la participación que se definirá desde la Agenda Urbana Local.

Curiosamente, un consejo sectorial de movilidad sostenible y seguridad vial era lo que pedía en el Pleno de abril de 2016 Sofía Cosmen en representación del Partido Popular. Fue Xixón Sí Puede quien habló en esa sesión de Foro de la Movilidad generando, como está reflejado en las actas, las dudas de los concejales, y de la propia alcaldesa Carmen Moriyón, sobre lo que se estaba votando finalmente al aceptar el secretario el cambio en base a lo que denominó una enmienda “in extremis”. El Foro de la Movilidad salió adelante con los votos a favor de Foro, Xixón Sí Puede, PP y Ciudadanos. PSOE e IU se abstuvieron.

En base a ese acuerdo en noviembre de ese año se constituyó el Foro en el paraninfo del Centro Municipal Integrado de El Coto con 57 entidades invitadas de las que 42 asistieron y participaron en las primeras sesiones de los cinco grupos de trabajo creados. Su trabajo de los siguientes años se centró en el seguimiento y validación de todos los documentos que dieron vida al fallido Plan de Movilidad Sostenible y Segura. El famoso PIMSS que nunca llegó a entrar en vigor y que dejó en herencia el gobierno de Foro.

El PIMSS quedó en barbecho, Foro Asturias perdió la Alcaldía, Podemos como heredero de Xixón Sí Puede con una menguada representación municipal perdió su influencia y PSOE e IU, –los únicos que no apoyaron de manera activa la decisión de 2016– llegaron al gobierno. Todo eso y una pandemia que recolocó las prioridades de todas las administraciones sobre las urgencias a acometer afectó al devenir del Foro de la Movilidad, con una nivel de actividad inferior al de años anteriores. Menos reuniones y menos asistentes a cada una de ellas.

El Foro de la Movilidad sigue activo pero no de la forma que quieren sus máximos responsables. Y más en un momento donde se diseña el nuevo Plan de Movilidad con el horizonte de 2030, se acaba de aprobar una nueva ordenanza y día sí y día también la concejalía de Aurelio Martín anuncia un cambio en materia de movilidad. El gobierno asegura que les escucha y cuenta las decenas de reuniones que han mantenido estos dos años. Al Foro, y a los partidos de la oposición, no les parece suficiente. Más que escuchar quieren tener voz y capacidad de influencia. ¿La tendrán?

Compartir el artículo

stats