Un pago ágil a los comercios, locales hosteleros y empresas culturales que acepten los 250.000 bonos con descuento que va a distribuir el Ayuntamiento, es el compromiso que ayer expresó el gerente de Gijón Impulsa, Luis Díaz, durante la presentación de esta campaña, fruto de la concertación social en Gijón y que está dotada con un millón de euros comprar a los consumidores con descuentos de entre el 20% y el 40% los bonos de 5 y 20 euros para canjear en los establecimientos adheridos.

Consciente de que el éxito de la campaña se basará en el número de establecimientos que se adhieran a la misma, el gerente de Gijón Impulsa quiso eliminar cualquier tipo de incertidumbre o recelo respecto al cobro de los bonos “porque detrás de este programa estamos el Ayuntamiento de Gijón, a través de Gijón impulsa, y seremos lo más operativos y más ágiles posible. Tenemos contemplado hacer efectivo los bonos en el plazo de una semana desde que el comerciante, hostelero o empresa cultural canjee el bono, para que puedan percibir el importe completo de la compra. Nos comprometemos a ser muy ágiles”, resaltó.

El Ayuntamiento abrió hace una semana el plazo de inscripción para los negocios en esta campaña, que se prolongará hasta el 10 de septiembre. Cinco días después se abrirá la compra de bonos para los consumidores, que tendrán un límite de 80 euros en bonos para cada una de las tres categorías de bonos, hostelería, comercio o cultura y con una entrega por compra de un máximo de cuatro bonos. Se podrán usar en los establecimientos adheridos entre el 15 de septiembre y el 30 de noviembre, esto es, en la temporada baja que va entre las campañas de verano y Navidad.

La campaña es una adaptación a Gijón de otras similares realizadas en España, en especial en Bilbao. El concejal de Promoción Económica, Santos Tejón, resaltó que cada bono se adquirirán para gastar en un distrito de la ciudad: “Lo que consideramos importante es que vaya a todos los barrios, mediante una distribución equitativa por todos los barrios de la ciudad para garantizar que cualquier establecimiento, ya pueda ser de La Calzada, ya pueda ser de El Llano, pueda adherirse sin problemas a este programa”, puso como ejemplo. .

La iniciativa fue elogiada por las patronales de hostelería y comercio. José Luis Álvarez Almeida, presidente de Otea, hizo un llamamiento a los hosteleros a participar y quiso “felicitar a los sindicatos y al gobierno municipal por saber poner en valor lo que tenemos y esos recursos utilizarlos tanto para los comerciantes como para las empresas de hostelería, que se necesitan. Y sobre todo, también que quede en Gijón. Los recursos tienen que quedar de donde salen”. Sara Menéndez, de la Unión de Comerciantes del Principado indicó que “desde el comercio esperamos que, como dice el lema, disfrutar más de las compras cueste menos a los clientes y que se note ese revulsivo a la hora de aumentar las ventas en una época muy complicada y con cada vez más restricciones al turismo”.