Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La junta local del PP cierra filas con Pablo González y pide cuentas a Alberto López Asenjo

El presidente del partido en la ciudad acusa al portavoz municipal de maquinaciones contra él y Queipo anuncia la apertura de una investigación

Álvaro Queipo, de espaldas en primer término, y Pablo González, ayer, durante la junta local del PP, con Alberto López Asenjo en el centro en primera fila.

Álvaro Queipo, de espaldas en primer término, y Pablo González, ayer, durante la junta local del PP, con Alberto López Asenjo en el centro en primera fila.

Un reproche tras otro entre aplausos (incluyendo acusaciones abiertas de deslealtad) contra el portavoz municipal del PP, Alberto López Asenjo, mientras éste negaba impávido. Eso fue, en síntesis, lo que ayer se vivió en la reunión de la junta local del PP de Gijón que se prolongó durante dos horas y media en un hotel de la plaza Mayor. La reunión, a la que asistió el secretario general del partido en Asturias, Álvaro Queipo, sirvió para pedir cuentas y llamar al orden al portavoz municipal, enfrentado con el presidente del PP de Gijón, Pablo González, y parte de la militancia, como hace días informó LA NUEVA ESPAÑA.

El aperitivo lo sirvió Queipo con los datos de una encuesta que considera que el grupo municipal del PP es el peor valorado del Ayuntamiento, algo que dio pie a que miembros de la Junta dieran un toque de atención a los tres ediles. A continuación, el plato fuerte. La petición de explicaciones a Asenjo por la filtración de informes negativos para el partido, la opacidad en las actuales cuentas del grupo municipal, la falta de transferencia de fondos del grupo al partido y la actuación por libre del portavoz en el Ayuntamiento (no acude a las reuniones de coordinación y se ha saltado directrices expresas del partido).

Asenjo negó haber filtrado a una asociación de fuera de Asturias un informe de la Intervención municipal del pasado mes de marzo sobre las cuentas del grupo cuando lo capitaneaba Pablo González, y que dicha asociación ha llevado al Tribunal de Cuentas. González, por su parte, presentó en la junta local otro informe elaborado ayer mismo por la Interventora del Ayuntamiento en el que se reseña que los concejales del PP en la anterior corporación ya habían remitido a Intervención la documentación que este órgano municipal había echado en falta en marzo, despejando así todas las dudas.

Dicho esto, varios miembros de la junta local (varios piden ya su cese) acusaron abiertamente a Asenjo de estar detrás de la filtración del informe de marzo a la asociación denunciante. Asenjo lo negó, señalando que él sólo había enviado esa documentación a la dirección regional del PP.

El propio Pablo González espetó a Asenjo que portavoces de otras formaciones políticas en el Ayuntamiento le habían advertido de que el concejal estaba intentando convencerlos para que se debatiera en el pleno las cuentas del grupo municipal del PP cuando lo dirigía el actual presidente del partido en la ciudad.

Negativa tras negativa, el portavoz municipal del PP también ofreció algunas explicaciones, como que se había presentado una denuncia por la supuesta suplantación de identidad de un familiar en redes sociales, con un comentario que decía que se estaba investigando a Pablo González. Un mensaje en redes difundido antes de que este periódico desvelara ayer que se había presentado la denuncia en el Tribunal de Cuentas. Queipo pidió a Asenjo que le facilitara una copia de dicha denuncia de supuesta suplantación de identidad y anunció que el PP va a abrir una investigación para averiguar cómo había llegado esa documentación a la asociación denunciante.

Además, el secretario general de los populares en Asturias y el presidente local pidieron a Asenjo que remitiera al partido información detallada de las cuentas actuales del grupo municipal, incluyendo facturas. A la dirección del partido en Gijón y en Asturias no le valen las cuentas que ahora entrega, un resumen de ingresos y gastos del grupo municipal, pero sin detallar.

También le preguntaron por qué desde el pasado mes de mayo está incumpliendo el acuerdo para transferir dinero del grupo al partido, al que desde el Ayuntamiento deberían de llegar 800 euros mensuales. López Asenjo se escudó en que así se lo habían indicado desde Génova, pero sin responder, a preguntas de Queipo, quién, ya que la información que maneja el secretario general no corrobora lo que defiende Asenjo.

Álvaro Queipo, además, indicó a ese respecto que había hablado con el tesorero nacional del partido, quien le había informado ya no sólo de que no se había dado ninguna instrucción de ese tipo a ningún grupo municipal de España, si no que ni siquiera había cruzado una palabra con el portavoz municipal de Gijón. Los demás asistentes a la junta local del PP se quedaron, pese a ello, sin escuchar de Asenjo con quién había hablado supuestamente en la dirección nacional del Partido.

Además, la junta local también dejó claro al portavoz municipal que tiene que cumplir los estatutos del partido, acudir a las reuniones y someterse a la disciplina interna. Su actuación por libre en el Ayuntamiento y la falta de asistencia a las reuniones de coordinación ha llevado a que un sector del PP de Gijón esté planteando que se sustituya al portavoz municipal.

Pablo González ha convocado para los próximos días al grupo municipal a una reunión para coordinar las políticas a seguir el próximo año. “El trabajo, el esfuerzo y la coordinación entre el partido y el grupo municipal son absolutamente fundamentales”, señaló a través de un comunicado en el que también aclara desde julio Intervención no ha solicitado ninguna información adicional sobre las cuentas del grupo municipal del anterior mandato.

Compartir el artículo

stats