Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Hora y media con los móviles apagados: así fue la reunión de la ejecutiva del PSOE gijonés

Miembros de la dirección insistieron en defender las primarias y esgrimieron una encuesta en la que el PSOE pierde un edil

Por la izquierda, Begoña Fernández, Monchu García, Constantino Vaquero y Ana González, al inicio de la reunión de la comisión ejecutiva del PSOE de Gijón del pasado jueves. | Ángel González

Con los teléfonos móviles apagados durante la hora y media en la que se prolongó la reunión y las espadas en alto, aunque sin perder las formas en ningún momento. Así se desarrolló la reunión de la comisión ejecutiva del PSOE de Gijón que se celebró el pasado jueves por la tarde y en la que varios miembros electos de ese órgano cuestionaron la idoneidad de Ana González como cabeza de cartel de los socialistas en las elecciones municipales de 2023, mientras la Alcaldesa, miembro nato de ese órgano, se mantuvo firme en su decisión de optar a la reelección, poniendo en duda los argumentos que le iban exhibiendo.

Aunque llegó arropada a la Casa del Pueblo por los siete concejales que son de su cuerda, la Alcaldesa entró sola a la reunión, un encuentro con ausencias como la del secretario de Organización, César González, el secretario de Cultura, Jorge Fernández León, o la integrante de la ejecutiva sin área asignada, Marina Pineda. Esta última una de las tres personas del gobierno local alineadas con el sector de Monchu García, junto al también miembro de la ejecutiva José Ramón Tuero, que se incorporó tarde a la reunión de ayer, y Natalia González. En el orden del día, dos puntos. El primero, el análisis de la situación política. Y el segundo, el escrito presentado por seis militantes para promover una recogida de firmas para forzar que haya primarias.

El secretario general del PSOE gijonés, Monchu García, tuvo una breve intervención para dar paso a las diferentes palabras, empezando por la de la vicesecretaria general, Begoña Fernández, quien dio parte a la Ejecutiva de las conversaciones previas que había mantenido con la Alcaldesa y también con la Secretaria de Organización de la FSA, Gimena Llamedo. También intervinieron la diputada autonómica Carmen Eva Pérez, el edil José Ramón Tuero; el secretario de política municipal, Constantino Vaquero; el exconcejal Iván Álvarez Raja y el secretario de Bienestar Social y Vivienda, Jacinto Braña.

En la reunión se esgrimió una encuesta encargada por el PSOE de Gijón en la que se apunta la pérdida de un concejal en las próximas elecciones y en la que se refleja una desafección social hacia la Alcaldesa. Encuesta cuya fiabilidad puso en cuestión esta última. Miembros de la ejecutiva insistieron en la conveniencia de que haya primarias y también afearon a la Alcaldesa que no les hubiera comunicado hasta esa reunión su disposición a optar a la reelección. Fue el primer capítulo de una historia con final incierto.

Compartir el artículo

stats