Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Absueltos de secuestrar y robar a un gijonés que les compró droga

El tribunal ve "altamente probable" que la víctima denunciase por problemas con los procesados, que sí reconocieron el tráfico y lesiones leves

El denunciante, en primer término, al ir a declarar ante el tribunal de la sección octava, con los dos acusados sentados en el banquillo. | M. L.

Los dos jóvenes procesados por secuestrar, acuchillar y robar a un gijonés que les había citado para comprar droga no tendrán que volver a ingresar en prisión después de que el tribunal de la sección octava de la Audiencia les haya absuelto de los delitos de detención ilegal, robo con violencia y sustracción de vehículo a motor. Entienden los jueces que, a la vista de las pruebas, es "altamente probable" que la denuncia presentada por el afectado "venga determinada por una motivación espuria, relacionada con las actividades de tráfico de drogas y consumo de sustancia estupefacientes por parte de todos los implicados en este procedimiento". Es por ello que el portugués Noé Alexander F. D. A. y el marroquí Ayoub E., ambos de 23 años, solo han sido condenados por los delitos que asumieron el día del juicio, es decir, tráfico de drogas y lesiones leves, respectivamente a unas penas ya cumplidas.

Los procesados en esta causa fueron detenidos por la Policía en marzo de 2021, poco después de que un gijonés, Juan Felipe M. R., revelara en comisaría que había sido secuestrado tras robarle en su domicilio, en la céntrica calle Numa Guilhou. En su denuncia sostenía que había quedado con Noé Alexander F. D. A. para comprarle una plancha de hachís a cambio de 200 euros, pero que este individuo acudió con Ayoub E. y que, bajo amenazas con un cuchillo, le habían retenido y robado en su casa (también su vehículo) y herido en una pierna. Luego, proseguía en su relato, le llevaron en coche hasta una vivienda en Olloniego, donde presuntamente estuvo retenido durante casi un día entero. "Me estuvieron amenazando con una pistola y un machete (reconoció las armas cuando el tribunal de las exhibió); tenía miedo y por eso no pedí ayuda", declaró el afectado durante el juicio. Una versión amparada por el fiscal, que pedía penas de 13 y 10 años para los acusados.

Los dos procesados, representados ambos por la abogada Ana Gloria Rodríguez, negaron todos esos cargos. No obstante, Noé Alexander F. D. A. reconoció el delito de tráfico de drogas (pactó con la Fiscalía un año y cinco meses de cárcel y el pago de 10.000 euros de multa) y Ayoub E. un delito leve de lesiones por el que pactó abonar 180 euros. Pero ni robo con violencia ni secuestro. Así lo defendieron durante sus declaraciones en el juicio, esposados y custodiados por la Policía Nacional, pues llevaban en el Centro Penitenciario de Asturias desde su arresto. Luego, tras la vista del pasado mes de julio, y tal y como desveló LA NUEVA ESPAÑA, quedaron en libertad.

Sin fiabilidad

Las dos versiones contrapuestas en lo que respecta a los delitos más graves han sido examinadas por el tribunal de la Audiencia. Los jueces llegan a la conclusión de que "la información transmitida" por el denunciante "no alcanza el grado de fiabilidad objetiva exigible". Por un lado, resaltan que tardase en denunciar ese supuesto secuestro, que la Policía no registrase la vivienda del denunciante o que durante su traslado a Oviedo no alertase a los agentes del control policial que les dio el alto durante el trayecto. También que dijo que le habían encerrado en una habitación cuando ninguna de las puertas de la casa donde estuvo tenía pestillo. Por todo ello, el tribunal ha optado por absolver a los dos procesados.

Compartir el artículo

stats