La iglesia de San Pedro acoge hoy a las 18.00 horas el funeral por María Isabel Ferrer Carrillo, quien fuera presidenta del Voluntariado Vicenciano, fallecida a los 82 años. Ferrer, que trabajó como docente en academias, deja viudo, Pedro López Cuevas, y siete hijos (Isabel, Pedro, vicepresidente de la Cámara de Comercio y máximo dirigente del Fodeba y de la Fundación Gijón Baloncesto; Belén, Begoña, Javier, Alfredo y Alejandro). También deja numerosos nietos y muchos amigos y conocidos por su intensa labor social. Tras su funeral, sus restos mortales serán trasladados al tanatorio de Gijón–Cabueñes, donde serán incinerados.