Una nueva mancha de carbón se apoderó este martes de la playa de San Lorenzo tiñendo de negro buena parte del principal arenal gijonés, un problema que se repite con cierta frecuencia. En esta ocasión la mayor cantidad de carbón se agolpaba ante la Escalerona, algo que no pasó desapercibido este martes para muchos paseantes y vecinos de la zona del Muro.

Este nuevo episodio llega dos semanas después de que el carbón volviera a hacerse presente en la playa de San Lorenzo. En aquella ocasión fueron las zonas del arenal afectadas, especialmente en el tramo entre la escalera 2 y la Escalerona. Entonces, la mancha llegaba apenas unos días después de una jornada de aire en la ciudad que motivó que el carbón saliera del puerto gijonés.

El informe elaborado por el Instituto del Carbón (Incar) en 2020, y entregado al Ayuntamiento de Gijón, al puerto de El Musel con el origen de las manchas negras que periódicamente cubren la principal playa gijonesa. “La procedencia de la mayoría del carbón de la playa de San Lorenzo hay que buscarla en áreas cercanas al arenal donde se gestionen miles de toneladas de carbón, como, por ejemplo y con alta probabilidad, el puerto de El Musel”, señalaba ese informe.