Fallece a los 26 años la gijonesa Eider Matilla, querida deportista e icono de la lucha contra el cáncer

"Mantuvo su eterna sonrisa", señala la Federación de Patinaje del Principado

Eider Matilla.

Eider Matilla.

S. F. L.

El deporte gijonés llora hoy a Eider Matilla, una joven de 26 años que en los últimos dos se había volcado en la práctica deportiva mientras compartía en sus redes sociales y con el deporte local su proceso de enfermedad a causa de un cáncer. La joven, fallecida ayer, será despedida hoy en El Lauredal en la intimidad familiar. Su esquela señala: "La flor que crece en la adversidad es la más rara y hermosa de todas".

"Eider fue patinadora de los equipos del Club Deportivo Fluke y del Club Patín Pelayo, y desde hace dos años en su lucha contra la enfermedad, había convertido el deporte en su bandera para sobreponerse a ella, mantener su eterna sonrisa y animar a todo su entorno", señala la Federación de Patinaje del Principado de Asturias. El Club de Natación Santa Olaya comunica que la fallecida también era deportista y monitora en sus campus y envía las condolencias a la familia.