Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Francisco García

Billete de vuelta

Francisco García

Las grietas y las dietas

Lo de Gijón es gordo. Todo asentamiento provoca grietas. Ocurre en los diques de la ampliación de El Musel y en los partidos políticos con representación municipal, sobre todo en el PP y el PSOE, que no acaban de hilvanar descosidos, a la luz de la reciente pérdida de peso electoral. Pese a lo que certifique el parte de daños, los desperfectos no son alarmantes, como el resquebrajarse de los cajones del puerto: ni El Musel ni el bipartidismo van a hundirse de inmediato, aunque dársenas y organizaciones políticas tengan, a buen seguro, los siglos contados. Al tiempo que el moriyonato se resiste, pese a lo prometido, a procurar el adelgazamiento del sector público municipal, conocemos que el barrio de Contrueces, donde los colegios llevan años proponiendo hábitos saludables, se sitúa entre los de menor índice de obesidad de Asturias. Moraleja: tendrán ahora que ponerse a dieta los mismos que llevan años, gracias a las dietas, engordando.

Compartir el artículo

stats