Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Filippo Priore

Por libre

Filippo Priore

Qatar: poderoso caballero, Don Dinero

Después de meses de espera, diría que años, desde su designación como sede del Mundial de la FIFA 2022, con la novedosa variante en sus fechas, pues debido al calor que allí reina de manera dictatorial, en Qatar es del todo imposible la celebración de cualquier competición deportiva al aire libre, en el habitual periodo donde se han disputado los mundiales con los que hemos aprendido a amar este deporte, con el interesantísimo Qatar Ecuador del pasado domingo se dio el pistoletazo de salida.

La pregunta la hemos repetido numerosas veces: ¿por qué la FIFA se ha complicado de esta forma la vida, rechazando las otras candidaturas de Australia, EE UU, Corea del Sur o Japón? Y la respuesta no puede ser otro el que poderoso, poderosísimo en este caso, es Don dinero. Claro que encontrar un caballero entre los organizadores de este Mundial y quienes han dado su beneplácito, sería más difícil que dar con un oasis en un desierto.

De un país donde los derechos humanos valen lo mismo que el papel de fumar, no podíamos esperar que de repente se volviesen trasparentes como el agua que estas primeras nieves caídas en nuestra Asturias, Paraíso Natural, inicia a colmar nuestros ríos.

Si alguien se esperaba que Qatar iba a aceptar una especie de "alto el fuego" durante el Mundial, permitiendo que se pudiera vivir acorde a una única pero sagrada palabra, libertad, pronto ha caído en la cuenta de que los gobernantes cataríes aceptarán únicamente ciertas concesiones, que en cualquier país democrático sonarían ridículas, por no decir insultantes.

Las vergonzosas cantidades de dinero, que nos recuerdan la megalomanía local con su "Proyecto Molinón Verde", se han empleado en construir de la nada, unos estadios donde se estima que han muerto en condiciones infrahumanas más de 6.000 personas. Pero sus muertes no serán en vano. Servirán para que desde nuestro cómodo sofá o en la barra de un bar, podemos ver cómodamente los 64 partidos que en nuestro país serán emitidos en la fase previa en horarios como las 11 o las 14 horas. Pero tranquilos todos, que octavos y cuartos tendrán como horarios reservados las 16 y las 20 horas, mientras que este último será el que quede fijado para semis y final.

Mis amigos, que siempre me buscan las cosquillas, dicen que monto todo este jaleo para dármelas de una de tantas estrellas que han ya anunciado su boicot al mundial, como los futbolistas Kross o Kane, pero sobre todo porque Italia verá el Mundial desde la bota. Que cada cual saque sus propias conclusiones. Y mis amigos a Qatar.

Mientras, selecciones como Alemania, Francia, Dinamarca, Gales, Países Bajos y Suiza, que habían anunciado que sus capitanes lucieran brazaletes arcoíris, al final, por un burdo y cobarde chantaje de FIFA no podrán llevarlo a cabo. A todo esto, la Ministra de Igualdad se ve que con su Ley tiene la caja descuadrada y no da para más, porque no ha realizado ni un solo comentario al respecto.

Compartir el artículo

stats