Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Luis Roda

Vistas al mar

Luis Roda

El chucuchú del tren

Sobre las conexiones ferroviarias en Asturias y otros desastres

Con la de años de retraso que lleva la construcción de la variante ferroviaria, era más que previsible –y sin necesidad de gozar de dotes adivinatorios– que lo de inaugurar el AVE de Asturias coincidiendo con las proximidades de las elecciones municipales y autonómicas resultaba más difícil que convertir "Mary Poppins" en una película porno de culto. Y, claro, ya se ha liado, y los comités electorales se rompen la cabeza: unos para tratar de defender lo indefendible, y otros para ver dónde encuentran una guillotina de segunda mano y empezar a afilar la cuchilla...

–¡Mecagüenla... ! ¿Y, con toes les expectatives que se taben creando... ¿qué i vamos decir a la xente agora?...

–Pues habrá que deci-yos que "Agora non"...

–Si encima del chascu y-os cantamos una nana en un mitin, tírennos al lavaderu públicu y nos dan en tóos los morros con les sábanas más goches que encuentren.

–¡Ya tá!: vamos decíilo a Silverio y seguro que se i ocurre algo espectacular, porque ye un home de munchos recursos...

–¿Tas seguru?

–¡Si, home, sí!: nun fai otra cosa que recurrir les sentencies en que lu condenen, porque ta peleáu con la comunidá de vecinos. Pa los recursos, como él nun hay otru...

Parece que estaba previsto anunciar en la Feria de Turismo de este año que se podría venir al "paraíso natural" en AVE, y los empresarios del sector turístico están que trinan, porque como los potenciales turistas consideren lo del veloz tren como una tomadura de pelo, igual le dan la espalda a nuestra comunidad autónoma y se van con sus euros y la música a otra parte. Salvo que se produzca un milagro... y, para milagros, Belorcio, que es de adoración nocturna y tiene línea directa con los santos más milagreros de todos...

–Vamos a ver: a ustedes y-os apetez visitar Asturies polo del paraísu natural y la aventura, ¿non?. Pues aquí, en Pola Gordón, onde comienza el túnel de una porretá de kilometros que atraviesa la cordillera, empieza también la aventura contratá.

–...Peroooo... ¿nun vamos pasar pol túnel en tren, ho?

–¡Eso ye pa la xente vulgar!... Y yo, que soy primo segundu de una muyer que vivió en una casa cerca de onde pasaba el veranu un tíu de Jesús Calleja (y, por eso, algo se me ha pegao del espíritu aventureru), voy a ofrece-yos algo que nun van a olvidar... ¡hale, tóos a subir en les lanches neumátiques!

–¿En les lanches?

–Usté fágame casu a mí, que soy el expertu..¿ya tan tóos subíos?... pues venga, Veneranda, tira de la cadena... ¿cómo que de cual?... ¡¡coñi, la que ta sujeta al tapón que i pusimos al túnel pa que nun caiga el agua encima les víes!!... ¡¡CHOFF!!... bueno, ya tá... ¿a que presta, eh? Manolo... ¿Manolooo?... ¿tas al otru llau del túnel, cerca Campomanes, ho?... ahí te va una remesa de turistas que van soltar les perres en Asturies... en cinco minutos tiéneslos ahí, tan siendo arrastraos a toa lleche poles agües subterránees eses que nos traxeron pola calle la amargura durante les obres. ¿Cómo?... ¿que pare les lanches?... ¿tú tas llocu, ho?... ¡¡si nun hay quien les pare ya!!... ¿El qué?... ¿que hay una maná de vaques al otro llau del túnel pastando encima les víes, que nun hay forma de apártales y que son muy terques, ho?... ¡Ay, Diossssss!... ¿y nun te dará tiempu a pone-yos un poco de "porespan" en los cuernos pa que nun se espeten en ellos los turistas?... al menos ¿tienes suficientes tirites y agua oxigená, ho?... ¡joé, vaya marrón!

En esta carrera contra el reloj, la rapidez de ideas es esencial para intentar neutralizar por todos los medios la desilusión que a muchos les puede generar el saber que lo del AVE en mayo ná de ná, frustración añadida a otras que puede provocar peligrosos efectos colaterales en un período tan delicado...

–A ver, Silverio... ¿preparaste algo pa impresionar a la xente en esti mítin, que ye el mas importante de tóos?

–¡Vamos dar el golpe, Belorcio!... debaxo esa lona xigante ta el antídotu escontra esi derrotismu tan dañinu... un, dos tres... ¡¡tatachánnnn!!... ¡ya tá!... ¿qué i parez, ho?

–...Que qué me parez... ¡la madre que te...!... ¡¡pero si esto ye “el tren de la bruxa” de toa la vida!!

–¡Oiga, un respetu!... que aquí hay enterráes munches hores de trabayu intelectual y físicu ¿eh?. Esto ye el simulacru de un viaxe en AVE... hala, suban, que hay sitiu casi pa tóos... y agora lu pongo en marcha... 20 por hora... 40... 60...

–¡Para, Silverio, que esti aparato nun puée aguantar eses velocidaes tan desageraes!...

–...70... 80...

–¡¡Por tu madre, desgraciáu!!... ¡¡¡para el trastu de una p... vez, que nos vamos a escoñar!!!... ¡puagg, tan vomitándome encima tóos!... ¡¡ay, cuánto echo de menos la vieya rampa del Payares!!

–¿Cómo diz, ho?... ¡eso ye lo que quería oyir!... ¡¡¡Ñiiiiccccc!!!... ya ta frenao. ¿Nun entiende la idea, ho?... ¿que no?... pues ta bien claro: si conseguimos meter en esti tren a toos los ciudadanos con derecho a votu, después de un viaxe d´estos van echar de menos el trazáu vieyu del Payares y arreniegarán del AVE. O sea que, como si no lu ponen en funcionamientu en un siglu, porque nadie lu va a echar de menos...

–...De toes formes, a esti "tren de la bruxa" i falta algo... la escoba...

–¡Non, ta equivocáu!... lo que pasa ye que, pa da-i un toque mas modernu, cambié les escobes por aspiraores... Por cierto ¿cuando voy cobrar po´l mi trabayu?

–Agora mismo, vas cobrar en sin dilación, rapaz...

–¿Estooo... ¿que ye lo que va a facer con esa escoba, ho?... ¿nun tará pensando en...?

–...Pues sí, fíu, toy pensando en... en que vas vas cobrar bien y tóo lo que mereces...

–¡Tiénlo claro, paisanu!... porque, previendo lo que diba a pasar, esta mañana fui al Rexistru Civl y declaréme "gatu", o sea, que toy baxo la protección de la lley de bienestar animal. Si me toca un pelu, depórtenlu a Siberia por treinta años bisiestos...

Compartir el artículo

stats