28 de julio de 2009
28.07.2009
Primer diálogo estratégico de la nueva Casa Blanca y Pekín
 

Obama advierte de que las relaciones de EE UU y China darán su forma al siglo XXI

Llama a la colaboración bilateral en economía, contención nuclear y cambio climático l Palin dimite, acosada por las investigaciones por corrupción

28.07.2009 | 02:00
Palin sirve perritos calientes en un acto llamado «picnic del gobernador».

Washington / Oviedo


El presidente de EE UU, Barack Obama, sostuvo ayer que las relaciones entre su país y China «moldearán el siglo XXI», por lo que abogó por una cooperación más profunda en economía, cambio climático y seguridad regional y global.


Obama inauguró ayer el primer diálogo estratégico y económico de su mandato entre EE UU y China, que se prolongará hasta hoy. En su discurso, el presidente afirmó que los lazos entre EE UU y China pueden crear un «mundo en mejores condiciones», dado que esa alianza bilateral «es un requisito previo para el progreso en muchos de los desafíos más apremiantes».


El líder demócrata sintetizó en cuatro las áreas en las que desea profundizar la cooperación, empezando por la economía. Abogó Obama por promover la estabilidad financiera mediante reformas de los mecanismos reguladores, un libre comercio justo basado en un acuerdo «ambicioso y equilibrado» en la ronda de Doha y un cambio en las instituciones internacionales para que economías emergentes como la china tengan un papel más importante.


El presidente también expresó su deseo de que ambos países avancen hacia un futuro energético «limpio, seguro y próspero». «Seamos sinceros: ninguno de nosotros se beneficia de una creciente dependencia del petróleo extranjero ni podemos proteger a nuestros ciudadanos de los estragos del cambio climático hasta que cooperemos. El sentido común nos llama a actuar», señaló.


Por ello llamó a transformar las economías de EE UU y de China siguiendo un modelo de bajo consumo de carbón e hizo un llamamiento a unir fuerzas en investigación y desarrollo para impulsar el uso de energías limpias y eficaces.


Al mencionar la seguridad como aspecto importante de la cooperación entre EE UU y China, Obama hizo hincapié en la necesidad de que ambas potencias impidan la proliferación de armas nucleares. «Cuantas más naciones adquieran estas armas, más probable es que sean usadas. Ni EE UU ni China tienen ningún interés en que los terroristas puedan adquirir una bomba, ni en una carrera nuclear en el este de Asia». El líder negro citó a Corea del Norte e Irán para subrayar la importancia de la colaboración para lograr la desnuclearización de la primera potencia e impedir que la segunda desarrolle el arma nuclear.


Por otra parte, la que fuese candidata a la Vicepresidencia de EE UU en 2008 Sara Palin presentó ayer oficialmente su dimisión como gobernadora de Alaska, aunque no reveló si, como se especula, tratará de presentarse como candidata a los comicios presidenciales de 2012.


La gobernadora había anunciado a principios de mes que renunciaría a su cargo, lo que desató todo tipo de rumores, aunque el hecho es que tiene abiertas veintidós investigaciones por corrupción y su popularidad se encuentra por los suelos en las últimas encuestas publicadas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine