Llanera destina 8.550 euros para ayudar a estudiantes de la Universidad de Oviedo que estén empadronados en el municipio. La concejalía de Educación empleará esa cantidad en cubrir los gastos derivados del desplazamiento desde Llanera hasta los distintos campus, así como en la adquisición del material que se requiera para realizar los estudios. Estas ayudas, que se comenzaron a dar en 2016, se concederán este año a 23 alumnos. Desde su implantación, se han beneficiado de ellas 110 universitarios empadronados en el concejo.

Las becas son fruto del convenio suscrito entre el Ayuntamiento y la Universidad de Oviedo en marzo de 2016, con el objetivo de establecer un marco regulador para la financiación de los apoyos a estudiantes universitarios que estén empadronados en Llanera, buscando evitar que los jóvenes del concejo abandonen sus estudios universitarios por falta de recursos económicos.

Ingreso

La Universidad, por su parte, se encarga de gestionar la convocatoria de las ayudas conforme a los principios de publicidad y concurrencia competitiva, colaborando las dos instituciones en la difusión y publicidad de la misma, si bien el Ayuntamiento es el que financia las becas. La aportación se hace efectiva mediante un ingreso en una cuenta bancaria de la Universidad.

El alcalde de Llanera, Gerardo Sanz, y la concejala de Educación, Montse Alonso, se reunieron ayer con el vicerrector de Estudiantes de la Universidad de Oviedo, Alfonso López Muñiz, para hacer balance de estos primeros años de convenio. El Alcalde destacó la importancia de estas becas. "Somos conscientes de que hay alumnos que pasan dificultades económicas y estas ayudas pueden ser el incentivo necesario para seguir estudiando", aseguró. Sanz espera que las becas hayan servido y sirvan para que los estudiantes continúen con sus carreras. "Confío en que de verdad sean un punto de apoyo más para que los universitarios de Llanera puedan seguir adelante", añadió.

El Ayuntamiento de Llanera, desde la firma del primer convenio en 2016, ha ido aumentando la partida destinada a estas ayudas. Ese año comenzaron con 6.000 euros y desde el pasado la aportación está cerca de los 9.000 euros. "Nuestro objetivo es que ningún estudiante que cumpla con los requisitos establecidos para la concesión de las becas se quede sin la ayuda", concluyó el Alcalde.