Cada año (o cada dos si el coche tiene menos de 10 años) llega el gran examen para nuestro vehículo: pasar la ITV. Después de pedir la cita previa es el momento de que los mecánicos especializados del centro de la Inspección Técnica de Vehículos que hayamos escogidos examinen al detalle cada parte del coche para que este sea apto para la circulación. Desde las luces, hasta los neumáticos, todo debe estar en orden para conseguir la pegatina y poder así circular en regla durante otros dos años.

Muchos conductores no se detienen de forma periódica a mirar si su ruedas están gastadas. Y eso hace que suspendan la ITV y tengan que volver a pasarla. Es algo tan básico que puede sorprender pero los profesionales llaman a prestar especial atención al estado de los neumáticos comprobando datos como la presión por ejemplo una vez al mes.

Pero, ¿cómo podemos cerciorarnos de si las ruedas están demasiado gastadas? Hay un método infalible y que puedes llevar a cabo si llevas encima una moneda de euro. Es así de sencillo: coge la moneda y métela en la línea de la mitad de la rueda. Si ya puedes ver el círculo dorado exterior de la moneda de 1 euro es que la rueda ya está desgastada.

Nuestra seguridad en la carretera no sólo depende de respetar las señales de circulación; el estado de nuestro vehículo es clave para que el viaje transcurra sin incidentes. Una de las partes que más desgaste sufren son los neumáticos elementos esenciales ya que son el único punto de contacto entre el coche y el asfalto.

No se debe posponer su revisión ya que no es un asunto menor; la Guardia Civil puede multarnos en un control de carretera si ve que los neumáticos que llevamos están desgastados. Se trata de multas que giran en torno a los 200 euros por cada neumático e incluso, podrían llegar a inmovilizarnos el coche. Por eso, y por nuestra seguridad, es importante revisar en qué estado tenemos nuestras ruedas.

Es importante realizar un mantenimiento al vehículo de forma regular, especialmente si vamos a realizar un largo viaje. Además, en verano, debido al calor, los neumáticos se desgastan más rápidamente, así que cualquier prevención es poca.