12 de noviembre de 2008
12.11.2008
La mejora de las prestaciones sanitarias en la comarca
 

El Hospital de Jarrio abre un servicio de geriatría, pionero en Asturias

La iniciativa ha recibido una gran acogida en la zona, que presenta una población altamente envejecida

12.11.2008 | 01:00
El Hospital de Jarrio, cabecera del área sanitaria I.

Jarrio (Coaña),

Nuria M. REYERO

El Hospital de Jarrio ha sido pionero en Asturias en la puesta en marcha de una consulta de evaluación geriátrica, un servicio muy demandado en la comarca dado los altos índices de envejecimiento detectados en el occidente de la región.


El gerente del centro coañés, Ricardo de Dios, ha mostrado su satisfacción por el desarrollo de esta iniciativa, hasta entonces restringida a aquellos hospitales de enfermos crónicos. De esta forma, Jarrio pasa a ser el primer hospital general del Principado que cuenta con este servicio. «En Asturias es algo muy novedoso, ya que muy pocos en España disponen de este tipo de consulta, como, por ejemplo, el Hospital Ramón y Cajal de Madrid», afirmó De Dios.


Y es que, pese a encontrarse en su primer mes de adaptación, la consulta de evaluación geriátrica está funcionando correctamente, como una «derivación» del médico de atención primaria. «Se ha implantado una unidad de evaluación geriátrica con el objetivo inicial de identificar en el contexto del modelo de atención sanitaria de la comunidad a los individuos ancianos con un perfil geriátrico», señaló Eduardo Delgado Parada, geriatra responsable de llevar a cabo esta iniciativa. Desde su contratación, realizada a inicios del pasado mes de octubre, el trabajo de Delgado se ha centrado en acudir a los centros de salud ubicados en las once áreas que componen el área sanitaria I, «presentando la forma de derivar a los pacientes». Las personas mayores de 65 años, con mucha medicación y diversas patologías, conforman el perfil prototipo de los usuarios de la consulta.


Eduardo Delgado, que pronto dispondrá de nuevos recursos que faciliten su tarea, se encargará de realizar una especie de rondas por los centros, con el objetivo de encontrarse con los médicos o, directamente, con los pacientes que ya conoce. «La evaluación geriátrica inicial sería hospitalaria y el seguimiento de los pacientes se coordinaría con atención primaria para evitar desplazamientos al centro hospitalario», concluyó.


Con esta iniciativa se pone fin a la espera de muchos vecinos de la comarca por disponer de un servicio de geriatría. El occidente asturiano se caracteriza por el alto volumen de población mayor de 60 años.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído