05 de noviembre de 2009
05.11.2009
 

Denuncia una espera de 5 meses para una prueba de Cardiología, en Jarrio

«Me dicen que hay citas acumuladas desde marzo», dice la naviega Conchita Fernández

05.11.2009 | 01:00
Conchita Fernández, ayer, en Navia.

Navia, A. M. SERRANO

La consulta de Cardiología del hospital comarcal de Jarrio sigue generando polémica entre sus pacientes. Después que la gerencia del centro abriera una investigación a los profesionales encargados de la consulta el pasado septiembre por no atender, sin supuesta explicación, a varios pacientes, ahora es otra usuaria del hospital, y también paciente de Cardiología, la que se queja por esperar cinco meses para realizar una prueba médica: un ecocardiograma.

Según Conchita Fernández, vecina de Navia y de 72 años, el pasado junio acudió a la consulta de Cardiología del hospital de Jarrio y allí le dijeron que la llamarían para hacer una prueba «y que los resultados me los enviarían por correo ordinario», explica. «Pensé que me iban a llamar en unos días, pero al comprobar que pasaban los meses, llamé varias veces. Primero, me dijeron que no había cardiólogos, después que esas pruebas sólo se hacían dos o tres veces por semana; e incluso me aseguraron que no estaba ni citada», se queja.

Conchita Fernández no encuentra explicación a esta demora, «a estos cinco meses de espera», y ha elevado sus críticas y preocupaciones a varios departamentos del hospital, a Admisión, a la propia consulta de Cardiología y a Atención al Usuario, pero sin éxito. «En Atención al Usuario me dicen que para hacer esta prueba tienen consultas acumuladas desde marzo. Es muy injusto», sostiene Fernández.

La paciente asegura sentirse «inquieta y preocupada por una situación que es injusta». «Tal vez mi caso no sea tan urgente como otros, pero aún así necesitamos atenciones porque somos enfermos», se queja. Conchita Fernández critica incluso a la dirección del centro: «Si no están capacitados, que no ocupen estos puestos. Los seres humanos no somos trastos».

A esta usuaria del Área Sanitaria I le diagnosticaron complicaciones en el corazón en 2005. Desde entonces, acude una vez al año a la consulta de Cardiología, «excepto en 2008 que no me citaron y cuando llamé, en verano, me dijeron que no había cardiólogo», dice.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook