04 de mayo de 2010
04.05.2010
Cuenca del Navia
Los recortes educativos en la comarca 

Educación deja ahora la puerta abierta a que Boal conserve el Bachillerato


- Riopedre dará hoy una respuesta definitiva a los alcaldes

- IU se desmarca y asegura que el PSOE decidió por su cuenta suprimir los estudios

04.05.2010 | 02:00
Participantes en la concentración que tuvo lugar ayer en el centro de Boal.

Boal, A. M. SERRANO

La Consejería de Educación estudia ahora si mantiene o no el Bachillerato en el Instituto «Carlos Bousoño» de Boal. El Consejero del ramo, José Luis Iglesias Riopedre, mantuvo ayer por la tarde una reunión de urgencia con los alcaldes de Boal e Illano, los socialistas José Barrientos y Leandro López, respectivamente, que había sido convocada con tan sólo unas horas de antelación y en las que quiso escuchar en primera persona las razones que motivan el rechazo popular a la medida.

Tan sólo una semana después de que se hiciera pública la decisión del Principado de suprimir esta enseñanza en Boal a partir del próximo curso -y enviar a los alumnos del centro que cursan este ciclo al centro de Navia-, parece que las cosas pueden cambiar. El regidor boalés indicó ayer que el encuentro «abre una esperanza». No obstante, la respuesta oficial no se conocerá hasta hoy a las once de la mañana, cuando a través de una llamada telefónica la Consejería anunciará si mantiene o no su postura.

Los alcaldes de los concejos afectados explicaron a Riopedre las dificultades que tienen las familias que viven en el medio rural, a las que ahora se añadiría una más: enviar a Navia durante todo el curso escolar a los alumnos. Además, destacaron las malas comunicaciones existentes en la zona, que dificultan los desplazamientos y «condenan a los alumnos a más de dos horas diarias de viaje para ir a las aulas».

Entre tanto, la diputada del grupo parlamentario de Izquierda Unida, Diana Camafeita, mantuvo ayer una reunión los representantes de la coalición en Boal en la que destacó que la decisión del Ejecutivo regional se había tomado «de forma unilateral» y «sin ser planteada en el Consejo de Gobierno».

Los profesores y la asociación de padres y madres del centro iniciaron las movilizaciones el pasado miércoles, dos días después de que el Principado informara a través de un fax de que los alumnos que el próximo curso se matricularan en primero y segundo de Bachillerato, tendrían que hacerlo en el Instituto Galileo Galilei de Navia.

La comunidad educativa de la comarca fue muy crítica con la decisión de la Consejería de Educación. Los profesores acusaron al Principado de incumplir la Ley Orgánica de Educación (LOE) al «no tener en cuenta las características propias de la escuela rural» y no fomentar la igualdad de oportunidades entre los alumnos, más allá de su lugar de residencia. Por su parte, las familias de los escolares se quejaron de la premura de la decisión y del poco plazo de tiempo con el que fueron informados (días antes de que concluyera el plazo de preinscripción que debería hacerse en el Instituto de Navia).

Las corporaciones municipales de Boal e Illano también se sumaron a la críticas y protestas y desde que se conoce la intención de suprimir el Bachillerato en el centro de Boal han participado en todas las convocatorias de rechazo a la medida. Para hoy, está prevista la visita del presidente del Partido Popular regional, Ovidio Sánchez, que trata de mostrar su apoyo a los profesores y padres del centro educativo boalés.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído
Enlaces recomendados: Premios Cine