17 de febrero de 2012
17.02.2012
Una nueva iniciativa para completar la oferta turística
 

El puerto resiste en la pantalla

El director asturiano Tom Fernández presenta en Somiedo «La ley de la montaña», un documental para el Ecomuseo local que explica el difícil momento de los ganaderos

17.02.2012 | 01:00
Tom Fernández, el día del preestreno de su película «¿Para qué sirve un oso?».

Pola de Somiedo,


Sara ARIAS


«Si no los ayudamos, abandonarán el campo». Con este argumento presentó ayer Tom Fernández su documental sobre la trashumancia, «La ley de la montaña», en Pola de Somiedo. La cinta rompe una lanza en defensa de la labor que realizan los ganaderos y pastores somedanos en la conservación de un mundo en vías de extinción, pero que ayuda a mantener un patrimonio y una tradición y favorece el medio ambiente y la biodiversidad.


El guionista, escritor y director de cine asturiano estrenó un documental divertido y peculiar, en el que los personajes son las vacas, las ovejas y los perros. Pero, pese a que esto pudiese aparentar frivolidad, no se aparta del fondo de la cuestión, sino que añade aún más dramatismo a la encrucijada en la que se encuentra el campo asturiano: resistir o no resistir. «Quería dar mi punto de vista, no hacer un documental típico», resalta Fernández.


El documental estará disponible al público en el Ecomuseo de Caunedo. Explica Fernández que «es una pieza corta que no entretendrá demasiado tiempo a los visitantes, pero condensando toda la información que tenía».


El vídeo está estructurado en dos partes. En la primera parte, «El pacto», una vaca y su ternera explican el trato tácito que se establece entre los animales y los «dos patas» para poder seguir adelante con el trabajo ganadero. En la segunda parte, titulada con el nombre de una perra pastora, «Rubi», los animales se preguntan qué pasa con su dueño, ¿seguirá?, ¿dejará la dura vida que exige la alta montaña? De hecho, el pastor que aparece en el documental, José Martínez, abandonó hace tan solo un mes las labores de pastoreo en el puerto.


La marcha de los hombres del campo fue el tema central de la charla coloquio que siguió a la presentación del documental. Los presentes se plantearon si es viable el trabajo de pastor en la actualidad. Todos coincidieron en resaltar que lo que necesitan los ganaderos y pastores es acceder a una mejor calidad de vida manteniendo sus trabajos en el campo. Esa idea ya venía resaltada en el documental, en concreto en la segunda parte, cuando la perrita Rubi dice, en referencia a sus dueños: «sólo necesitan buenos pastores» para salir del abandono en la que están inmersos.


Por otra parte, los niños del colegio Flórez Estrada también proyectaron su documental, «Somiedo a vista de niño». En él, los alumnos presentaron sus pueblos y los elementos que les diferencian de los demás, como tejos, peñas o el único hórreo con tejado de escoba en Urria.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook