08 de abril de 2017
08.04.2017

Los expertos ven en la comarca potencial para desarrollar cooperativas en el sector primario

Los ponentes de las jornadas de Boal recomiendan combinar la actividad forestal con la apicultura y el turismo activo

08.04.2017 | 01:13
Asistentes a las jornadas forestales en la Casa de Cultura de Boal.

"La comarca occidental tiene un gran potencial para desarrollar una cooperativa dentro del sector primario. Sería una opción de futuro ideal para esta zona". El que habla, desde la experiencia, es Juan José Menéndez, gerente de la cooperativa "El Mareal", que cuenta con medio centenar de socios en la zona central asturiana. Menéndez expuso en Boal la trayectoria de este colectivo para reflotar el sector forestal, agrícola y ganadero de una zona eminentemente industrial, y alabó las posibilidades del Occidente: "Tiene una cultura agrícola y ganadera muy importante, y por eso su potencial es enorme".

Por segundo año consecutivo, el taller de empleo "Sierra de Doiras" de Boal organizó unas jornadas destinadas a fomentar el aprovechamiento de las masas de bosque del municipio, así como a favorecer la empleabilidad e inserción laboral de los alumnos que participan de la iniciativa. "Vemos que existe más movimiento, que la gente se anima, a pesar de que estas operaciones requieren una inversión importante. Eso supone más posibilidades de empleo a corto y medio plazo", subrayó Enedina Mallada, directora del taller.

Una sensación que corrobora Jorge Carbo, del Servicio Público de Empleo asturiano. No obstante, advirtió, el forestal es un tipo de empleo "muy estacional", y que se debe combinar con otros. "Por ejemplo, con las setas, la miel o el turismo activo", recomendó.

Por su parte, Germán Campal, gerente del Ceder Navia-Porcía, desgranó las ayudas europeas a las que optan las explotaciones forestales. "La principal línea es la puesta en marcha de sistemas agroforestales, consistentes en combinar explotaciones de árboles frutales con forestales, en parcelas de entre una y veinte hectáreas", señaló Campal, que también explicó aquellas ayudas que se destinan a la formación dentro del sector forestal, y las dirigidas a la elaboración de estudios sobre la propiedad, que podrían aumentar la productividad del monte de la comarca.

También participó Juan Majada, director científico de la Fundación Centro Tecnológico Forestal y de la Madera (CETEMAS). Destacó al castaño como una de las especies más interesantes desde una visión productiva. "Es una madera que se trabaja muy bien y aguanta mucho", señaló, sin dejar de lado las posibilidades de explotación de su fruto, las castañas: "Es un mercado que está creciendo", remarcó.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook