09 de agosto de 2018
09.08.2018

Cerredo frena el ERE hasta saber si hay ofertas por la mina

"Se intentará hasta el último momento que los afectados podamos ser recolocados si otra empresa se hace cargo", explica el comité

09.08.2018 | 01:39

El comité de empresa de la compañía minera Astur Leonesa, en proceso de liquidación, ha pactado con la administración concursal que el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) de extinción, que está sobre la mesa y cuyo periodo de consultas finalizó el viernes pasado, no se ejecute hasta conocer el futuro de la unidad productiva de Cerredo (Degaña).

Los representantes de los trabajadores quieren conocer con certeza si la mina puede tener opciones de futuro con la compra por parte de alguna de las empresas que han estado mostrando su interés por la explotación antes de que se ponga en marcha el ERE, que llegará al Juez de lo Mercantil número 2 de Oviedo, que lleva el proceso concursal, el próximo mes de septiembre.

"Aún queda algo de plazo para la recepción de ofertas por la mina", subraya Pablo Ménguez, presidente del comité de empresa y delegado sindical de USO. Un plazo que quieren agotar para dar una salida a la plantilla. "Se intentará hasta el último momento que los trabajadores que estamos afectados por la extinción podamos ser recolocados si una futurible empresa se hace cargo del pozo de Cerredo", enfatiza.

Los trabajadores de la mina, unos 190, llevan desde diciembre sin recibir su salario ni las pagas extra correspondientes, a pesar de continuar acudiendo a su puesto de trabajo en la explotación minera, que desde principios de año se centra en labores de mantenimiento por la ausencia de venta de carbón a las centrales térmicas. Tras un mes de negociación sobre el ERE de extinción, el comité de empresa subraya que existe el compromiso por parte de la administración concursal de que "se van a buscar todos los medios posibles para hacer frente a los pagos de los trabajadores que conformen los retenes de mantenimiento de las instalaciones", puntualiza Ménguez.

La mina de Cerredo, explotada por Astur Leoneso, del empresario Rodolfo Cachero, entró en concurso voluntario de acreedores en enero de 2017, y en agosto de ese mismo año la administración concursal cogió su dirección.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook