14 de noviembre de 2018
14.11.2018

Deniegan el permiso a la cantera de San Tirso porque se haría en suelo protegido

Los vecinos afectados aplauden la decisión del Principado, pues la explotación se ubicaría a menos de 200 metros de las viviendas

14.11.2018 | 01:57
Una vecina señala la zona donde se ubicaría la explotación.

El Principado ha dado carpetazo al proyecto para abrir una cantera de pizarra en la localidad santirseña de Naraido. La Comisión de Urbanismo y Ordenación del Territorio de Asturias (CUOTA) ha informado desfavorablemente y ha denegado la autorización previa a Explotaciones del Eo por localizarse en un suelo no urbanizable de especial protección de paisajes naturales donde estos usos estarían prohibidos.

El informe de la CUOTA, que fue recibido en el Ayuntamiento santirseño el pasado 16 de octubre, indica que la explotación se ubicaría tanto en suelo de especial protección como en suelo de interés forestal. En el primero, las canteras son un uso prohibido, como especifican las Normas Subsidiarias del planeamiento local, así como el Reglamento de Ordenación del Territorio y Urbanismo del Principado. En el caso del uso interés forestal, dice la CUOTA que las normas locales lo contemplan como uso autorizable. En este sentido, la Comisión indica que sería posible la modificación puntual del planeamiento municipal para permitir la explotación en suelo de especial protección "siempre que quede suficientemente acreditada la pérdida de los valores que justificaron tal grado de protección".

Los vecinos opositores al proyecto, agrupados en la plataforma de afectados de la cantera de Naraido, aplauden la decisión del Principado. "Significa un respaldo a nuestra total oposición y ferviente rechazo a este proyecto minero que se quiere hacer al lado de nuestras casas, que quedarían a menos de 200 metros de la explotación, con el consiguiente impacto para nosotros por ruidos, vibración y polvo", precisan.

No solo pusieron de manifiesto en sus alegaciones la excesiva proximidad a las viviendas, sino también los posibles daños para las tres fuentes de la zona (fuente de Salero, fuente de Queirotas y fuente pública) y para el arroyo de Naraido que desemboca en el Eo. "La existencia de estas fuentes no ha sido tenida en cuenta en ningún momento en el proyecto", añaden los afectados. La propia Dirección General de Biodiversidad calificó el pasado octubre de "incompleto" el estudio de impacto ambiental presentado, localizando importantes carencias en el documento, como la nula referencia a que la explotación se hallaría dentro de la Reserva de la Biosfera Río Eo, Oscos y Terras de Burón.

El proyecto de la cantera El Imperio, que estaría dedicada a la extracción de pizarra, planteaba la ocupación de 16.053 metros cuadrados de terreno donde se ubicaría la cantera, la escombrera, una balsa para almacenar estériles y un galpón para materiales, maquinaria y zona de vestuarios. Su objetivo era la extracción de pizarra y planteaba una vigencia inicial de diez años.

La resolución de la CUOTA pone fin a la vía administrativa, aunque la promotora aún puede presentar un recurso contencioso administrativo ante el Tribunal Superior de Justicia de Asturias (TSJA) en un plazo de dos meses, a contar desde el día de la notificación. Los vecinos confían en que el rechazo de la CUOTA y las alegaciones "sean suficientes para que la empresa paralice este proyecto minero y busque este recurso abundante y habitual en otro emplazamiento que no esté pegado a un pueblo".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído