31 de enero de 2019
31.01.2019

Grandas despide a Pepe Cachafeiro, un "hombre bueno" y un "alcalde conciliador"

"Su familia ayudó a mucha gente, y eso no se olvida", dicen en el funeral, al que acudieron políticos, empresarios y vecinos de la comarca

31.01.2019 | 01:06

Un día invernal de lluvia despidió en la comarca del Navia a José Cachafeiro Valladares, el que fuera alcalde de Grandas de Salime durante casi 20 años, de 1976 a 1979 y de 1987 a 2004, por UCD, CDS, PP y como independiente. El féretro llegó antes de lo previsto a la iglesia San Salvador de la capital grandalesa después de una jornada de pésames en la capilla del tanatorio Los Arenales de Oviedo, donde se ofició, por la mañana, la celebración de la palabra.

A las cuatro y cuarto de la tarde, los dos coches fúnebres se abrían paso entre las centenares de personas que quisieron dar el último adiós al compañero, amigo y vecino. "Se fue un hombre bueno", opinaba José Álvarez, de 76 años y oriundo del pueblo grandalés de Peñafuente, uno de los muchos vecinos que aguardaron en los soportales del templo para dar el pésame a la viuda y los tres hijos del fallecido.

José Díaz, de 70 años y vecino de Negueira de Muñiz (Lugo), tampoco quiso perderse la despedida. "Servicial, amigo de sus amigos, cercano y agradable", así definió este vecino lucense a Pepe. "Fue bueno y tenía un espíritu conciliador que marcó un antes y un después en Grandas de Salime y en la zona", añadió Díaz.

Las campanas repicaron para recibir a una comitiva fúnebre que llegó cargada de coronas de flores y de silencio. La familia directa recibió el pésame antes del funeral. Fueron muchos los vecinos que no quisieron esperar al término de la misa para abrazar a la viuda, Ángeles Jardón, y a los hijos del matrimonio, Fernando, Benito y María José.

Pepe Cachafeiro falleció el pasado martes en el Hospital Universitario de Asturias (HUCA), donde ingresó por una dolencia. Los kilómetros y la angosta carretera que separa el tanatorio de Oviedo, donde se veló el cuerpo, y la capital de Grandas hizo que muchos decidieran encontrarse con la familia en la iglesia, antes del funeral.

El párroco salió a recibir el féretro a la puerta y celebró una misa de despedida de 40 minutos que incluyó una bendición especial para que Pepe "sea recibido en el templo de Dios".

Al funeral del exalcalde grandalés no faltó el actual regidor, Eustaquio Revilla, ni los titulares de los ayuntamientos cercanos. Acudieron de Pesoz, José Valledor; de Illano, Leandro López; de Santa Eulalia de Oscos, Marcos Niño, y de Coaña, Salvador Méndez.

Leandro López tuvo palabras de recuerdo para el fallecido: "Siempre fuimos amigos y, pese a ser de partidos diferentes, la política nunca nos separó", dijo. "Era un gran paisano", añadió. Marcos Niño recordó al fallecido "como una persona extraordinaria". "Siempre me acordaré de una anécdota que dice mucho de Pepe; de aquellos meses que nos quedamos sin secretario municipal y, de entre los cercanos, solo el Ayuntamiento de Grandas nos cedió por unos días al funcionario", recordó.

Salvador Méndez sintió "mucho" la pérdida. "Tenía todo lo bueno que puede tener una persona. Era cordial, amigos de los suyos, leal y colaborador", destacó. Del mundo político, también mostraron sus respetos al fallecido el exdiputado del PP Alfonso Román y el exalcalde de Cangas del Narcea por el PSOE José Manuel Cuervo Fernández.

A la despedida no faltaron representantes del mundo empresarial. Despidieron a Pepe Cachafeiro gerentes de pequeñas empresas de la comarca occidental y de A Mariña lucense y también un representante de la empresa naviega Industrias Lácteas Asturianas-Reny Picot. Y si alguien se emocionó fue el fundador y alma máter del Museo Etnográfico de Grandas de Salime, José Naveiras, más conocido como Pepe el Ferreiro, quien no pudo contener las lágrimas durante un largo tiempo.

Entre los vecinos, los comentarios de recuerdo tuvieron todo el protagonismo. "Fue una persona que ayudó mucho a los vecinos en tiempo de escasez, y eso no se olvida", dijo un grandalés. "Le tenemos que estar agradecidos porque siendo Pepe Cachafeiro alcalde se hicieron muchas cosas en Grandas, entre ellas el Museo Etnográfico y el castro", comentó otra vecina del concejo en el anonimato. Pepe, como se conoce en Grandas de Salime y los alrededores al fallecido, regentó una tienda de ultramarinos y también empresas de piensos y transporte que fueron "muy importante en aquellos años. El exalcalde ya descansa en su tierra natal.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook