12 de marzo de 2019
12.03.2019

El gobierno local renuncia al ascensor, pero trabaja para conectar mejor esta zona turística

12.03.2019 | 01:10

El gobierno renuncia a instalar un ascensor para comunicar las partes alta y baja del anfiteatro de la capital de Cudillero. El alcalde, Ignacio Escribano, reconoce que la solución no convence al estudio de arquitectura encargado de diseñar un plan especial para este barrio de especial interés turístico. "Se necesitan más permisos que el del Principado y lo hemos descartado definitivamente", indica el regidor, quien asegura que esta decisión no es una renuncia a comunicar, por otro medio que no sean las actuales escaleras y las empinadas calles, el anfiteatro pixueto. "Estamos trabajando con otras posibilidades porque nuestro deseo es revitalizar la parte alta del conjunto y dar una solución a los vecinos que tienen las propiedades más altas", indica Escribano.

El ejecutivo pensó en instalar un elevador para mejorar la calidad de los residentes de la parte alta, facilitar la llegada de habitantes al barrio y también para dar más vida a una zona de la capital de Cudillero con especiales problemas para fijar población por su orografía.

Los vecinos, por contra, siguen reclamando más limpieza, más mantenimiento para evitar la proliferación de musgo y especial atención a las viviendas que amenazan ruina. El Ayuntamiento de Cudillero asegura que "no puede tocar" las propiedades privadas, al margen de su estado. En este mandato político, el gobierno sí recuperó el diseño del plan especial para el anfiteatro con el fin de que los vecinos pudieran conocer las limitaciones de obra de sus viviendas, que están integradas en pleno Bien de Interés Cultural. Esta posibilidad evitaba la burocracia con la Dirección General de Patrimonio y la espera del visto bueno de la Consejería de Cultura para acometer reformas. De momento, el plan no ha tenido los resultados esperados, ya que las obras privadas en el corazón del anfiteatro no han llegado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído