25 de marzo de 2019
25.03.2019

La formación del Foro supone una inversión de futuro, destacan los patrocinadores

25.03.2019 | 01:08
Por la izquierda, Borja Vior, Alejandro Murias, José Antonio Pasarón, Domingo Fraga, de Uromac; el responsable de la cafetería del instituto, Darío Espina, e Isabel Menéndez, en la entrada principal del instituto veigueño.

"Es un proyecto interesante y es invertir en futuro para la comarca", señala el veigueño Alejandro Murias del proyecto educativo Foro Comunicación y Escuela que promueve desde hace once años el instituto Elisa y Luis Villamil. Murias, que regenta una firma de distribución de bebidas, es una de las diez empresas locales (en total cuenta con 32 patrocinadores) que apuestan por esta iniciativa formativa, convencidos de que apostar por una mejor educación de los jóvenes repercutirá en el futuro de Oscos-Eo.

Cuando Murias, que está a punto de cumplir 44 años, estudió en el Elisa y Luis Villamil apenas recuerda alguna excursión; en cambio, ahora los jóvenes cuentan con un amplio abanico de actividades complementarias a la formación en las aulas. "Esto ayuda a la igualdad de oportunidades", señala. Fue de los pocos de su quinta que vio un futuro profesional en casa, por eso confía en que estas iniciativas contribuyan a invertir la tendencia y que más gente quiera seguir un camino similar al suyo.

El responsable de la firma castropolense Uromac, Javier Fernández-Catuxo, destaca especialmente el valor del Foro para demostrar a los jóvenes "que tienen las mismas oportunidades que la gente que se educa en las ciudades". En este sentido, considera que este proyecto educativo contribuye a crear una "cantera" de gente preparada que podría apostar por su comarca. "No hay muchas oportunidades, pero hay que crearlas. Igual que nos quedamos las empresas, hay que colaborar en desarrollar la zona y que no sea un reducto de campo y playa", apunta.

En este sentido, el gerente de Fondrigo Maquinaria, el veigueño Jairo García, destaca la importancia del proyecto educativo para mostrar "que hay muchas maneras de ver el mundo". Coincide con Murias en que los de su generación no tuvieron estas oportunidades y aplaude esta apuesta por "abrir los ojos" de los jóvenes. "El Foro debe alimentar que la gente valore donde vive y sus posibilidades", añade García.

Para Emilio Díaz, de la firma castropolense Auna Desarrollo y Gestión de Proyectos, resulta fundamental que haya gente con iniciativas y formada en la comarca. "Aquí siempre hubo sitio para todos, y hoy es más fácil instalarse en cualquier sitio", apunta. Otro de los patrocinadores, Borja Vior, de Eosystem, está de acuerdo en que la zona es un buen sitio para pensar un futuro profesional, aunque reclama soluciones a los problemas tecnológicos. "Necesitamos una buena conexión a internet. Conozco empresas que no se quedan porque no tienen la conexión que necesitan", precisa. En todo caso, señala que el Foro es una apuesta por mejorar la formación y anima a los jóvenes a aprovecharla, a prepararse al máximo e incluso a marcharse una temporada y regresar a la comarca "con ideas y conociendo otras formas de trabajar".

Para la presidenta de la Asociación de Comerciantes de Vegadeo (Ascove), Isabel Menéndez, el objetivo del Foro de ofrecer las mismas oportunidades a los jóvenes del rural está "superado". A este respecto, el gerente de Ascove, José Antonio Pasarón, destaca el valor del Foro para mostrar a los estudiantes " oportunidades y experiencias de dentro y de fuera de la comarca".

Por su parte, el coordinador del Foro, Luis Felipe Fernández, señala el papel clave de los patrocinadores para garantizar la gratuidad de las actividades de un proyecto que nace de la escuela pública. "Debemos garantizar su gratuidad, es un principio irrenunciable", añade.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído