Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Las obras del Hospital de Jarrio, paradas por falta de presupuesto

La empresa asegura que no puede hacer la reforma al precio adjudicado, de casi un millón

Las obras de reordenación del hospital comarcal de Jarrio están paradas. La plataforma "Salvemos nuestro hospital", dirigida por miembros del PP, denunció ayer que la empresa adjudicataria ha dejado las tareas "a medias" al no poder cumplir con el cometido por razones económicas.

"Era un secreto a voces, aunque la gerencia de Jarrio tratara de ocultarlo constantemente. Los más de seis meses de retraso en finalizar las obras de reforma en Jarrio no auguraban un final feliz y así ha sido", indicó el portavoz de la plataforma, Carlos López.

Al parecer, la adjudicataria acabó "sólo una cuarta parte de lo previsto". "Alegan que hacer la reforma cuesta más que el presupuesto por el que se las adjudicaron", destaca López, para quien "como siempre, quienes pagan son los pacientes, que llevan casi un año sufriendo los constantes trastornos que ha supuesto esta actuación".

La obra de reforma y reordenación del hospital comarcal de Jarrio se adjudicó por casi un millón de euros. Consistía en implantar el sistema digital para llamar a consulta, ampliar Hemodiálisis y el Centro de Día y mejorar otras salas, como la de control. Empezaron en febrero de 2019 en el edificio exterior y a medida que avanzaron los meses afectaron a consultas externas, administración y hospitalización.

Durante este tiempo la gerencia instaló cartelería para informar de las consultas afectadas y realizó un itinerario para evitar pérdidas. La obra en la primera planta tenía un plazo de ejecución de dos meses. Tras esta primera tarea, los trabajos de reforma afectaron a las consultas externas de la planta baja, al hospital de día y a Hemodiálisis. La obra tenía previsto concluir el pasado 31 de diciembre.

Compartir el artículo

stats