27 de junio de 2020
27.06.2020
La Nueva España

Un siglo de cara al público

El supermercado Celaya cumple 100 años en Puerto de Vega: "Una tienda es como un niño: nunca puedes dejar de cuidarla", dice su dueño

27.06.2020 | 00:06
José González Fernández, "Pepín", con las trabajadoras del supermercado Celaya, Laura García, Elione Rodrigues y Nuria Álvarez.

Cien años cumple el supermercado Celaya de Puerto de Vega gracias al entusiasmo de su heredero y titular, José González Fernández, más conocido como "Pepín Celaya". La aventura empresarial empezó el 13 de julio de 1920 de la mano de su abuelo, Ramón González Celaya, quien fundó el negocio para que su hijo, el benjamín de cinco hermanos y padre de "Pepín", Carlos González, tuviera un oficio al volver de la mili.

"Ya ves lo que dio de sí", dice el hoy titular de la empresa con orgullo y mostrando un supermercado líder en ventas en Puerto de Vega.

"Pepín" no oculta su edad. Tiene 79 años y acude puntual, cada día, a la pequeña oficina que tiene cerca de los pasillos del supermercado. Empezó a despachar en lo que en origen fue un bar tienda cuando contaba 15 años. Su padre inició entonces otro negocio paralelo, de venta y distribución que materiales de construcción, que abocó al adolescente a trabajar "duro, incluso sin descanso dominical". "Al final, es un trabajo que vives intensamente, es parte de tu familia, de tu vida", dice "Pepín", convencido de que detrás del éxito solo hay "trabajo, constancia y pleno conocimiento" de un sector heredado de la familia.

De este largo viaje como empresario, "Pepín" guarda muy buenos recuerdos y también muchos otros momentos de tensión. El negocio nació en otro bajo comercial, justo enfrente del actual, y la familia supo ver el momento de la ampliación. Pasaron por muchas crisis, pero siempre buscaron una solución que, a juzgar por la trayectoria y años de la empresa, pareció ser la acertada. Recuerda el veterano titular de supermercados "Celaya" las crisis de los años setenta y de 2008... Y el momento en el que las empresas pujantes de Navia fundaron economatos "llevándose mucho clientes", o el de la expansión de las grandes superficies y centros comerciales. Su empresa, sin embargo, "pudo con todo". "Pepín" se recuerda trabajando sin parar, revisando los materiales recién llegados, colocando estanterías y atendiendo "siempre con gusto y educación" al cliente. Fue lo que le enseñó su padre. "Creo que, además de las horas, es muy importante hacer sentir bien a la persona que nos visita cada día", detalla. Y da ejemplo. Mientras dura la entrevista, "Pepín" saluda a sus clientes, les cede el paso, les atiende con educación. "Un negocio es como un niño pequeño: nunca puedes dejar de cuidarlo", destaca.

También señala que la familia es "muy importante" para lograr el buscado éxito social y económico. José González se casó con Naya Berdasco y tuvieron dos hijos. "Mi esposa tiene todo el mérito porque trabajó y decidió en los momentos duros, además de criar a nuestros hijos y estar al frente de la casa", confiesa "Pepín".

El matrimonio cuenta ahora con cuatro nietos que, según el heredero de supermercados "Celaya", ven con otros ojos la empresa familiar porque ya lo hacen sus padres. "Creo que no habrá relevo", dice sin perder la sonrisa mientras anuncia un libro sobre su historia y una tímida fiesta para celebrar la vida centenaria del supermercado de referencia "de cuatro generaciones", presume su todavía líder.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook