Un resplandor y un ruido seco alteraron el sueño de los vecinos del Suroccidente la pasada noche. Lo mismo ocurrió en el cielo de Galicia, El Bierzo (León) y Portugal. Fue un fenómeno muy rápido, de apenas unos segundos de duración, pero suficiente para perturbar a quienes fueron testigos. En Tineo, Cangas del Narcea o Degaña muchos vecinos afirman haber oído pasada la una de la madrugada el extraño ruido al que acompañaba un haz de luz que aclaró el cielo en medio de la oscuridad de la noche, sin saber muy bien de qué se trataba.

Marcos Gómez, vecino de Cangas del Narcea, asegura que en ese momento ya estaba en la cama, pero pudo ver la claridad del resplandor a través de su ventana y escuchar el ruido. “Fue raro, no parecía de tormenta, pero tampoco le di más importancia”.

También María del Carmen Azcárate fue testigo del suceso. En su caso estaba viendo una película en el salón y al escuchar el ruido se asomó a la terraza, aunque ya no pudo ver nada. “En un primer momento pensé en un trueno, pero la noche estaba despejada, y luego creí que podría ser un terremoto, bajé el volumen de la televisión por si se repetía pero no se volvió a escuchar nada”, recuerda esta vecina canguesa, que asegura que el ruido fue bastante fuerte ya que en su casa tiene doble acristalamiento y en ese momento tenía la televisión puesta y a pesar de ello lo pudo escuchar perfectamente.